3

Una avería dejó sin presión en el agua potable a varios barrios de la ciudad de Manacor durante este fin de semana. Una bomba extractora del pozo de sa Moladora, ubicado en la calle Goya, se quemó y tuvo que ser substituida en la mañana del pasado domingo por parte de la empresa concesionaria Aguas Manacor SA.

El incidente provocó la pérdida de presión en la red de agua potable debido a la falta de caudal del depósito central. Así, la zona del centro de la ciudad y los barrios de sa Torre y Fartàritx fueron los principales afectados.

Los edificios con más altura padecieron todavía más la escasez de presión lo que en algunos casos se tradujo en falta de suministro.

Aunque la bomba en cuestión se sustituyera el domingo por la mañana no fue hasta bien entrada la tarde cuando se recuperó la normalidad en el suministro.

Información

Por su parte, el regidor de Medio Ambiente del Ajuntament de Manacor, Bernat Amer, se interesó ayer por el incidente ante las quejas de muchos ciudadanos que ayer pusieron en conocimiento los hechos en las oficinas municipales.

Amer quitó hierro al incidente y afirmó que «nos estamos informando de lo sucedido pero las causas fueron la quema de la bomba extractora de agua del pozo de sa Moladora».

Con todo, el Ajuntament de Manacor está negociando con Aguas Manacor S.A. una salida digna al conflicto que ha enfrentado desde hace unos años al Consistorio manacorí con la empresa adjudicataria.

El contrato de la concesión ya ha caducado, ahora se está en periodo de prórroga, y se prevé que en breve salga a concurso público el servicio de agua potable en la ciudad de Manacor.