3

Un año después de que el Ajuntament d'Alaró abriera un expediente de disciplina urbanística contra el político inglés Mark Christopher Field por haber construido sin permiso un anexo de 40 metros cuadrados en una vivienda situada en suelo rústico, la demolición parece inmediata.

El Consistorio ha desestimado un recurso que los abogados de Field presentaron contra la demolición del anexo alegando que Field había comprado la edificabilidad de una finca vecina. El alcalde de Alaró, Joan Simonet (PP) asevera que «el Consistorio desconoce la figura que alega Field y no la hemos encontrado reconocida jurídicamente en ninguna parte», por lo que han decidido rechazar el recurso que presentaron los abogados de Field y ordenar a los técnicos municipales su demolición subsidiaria.

Permiso

El próximo paso que seguirá el Ajuntament será instar al dirigente tory que les deje entrar en su casa para realizar la demolición del anexo y si Field se niega se seguirá la vía judicial.

Pese a que la demolición la realice el Ajuntament, el gasto de los trámites irá a cargo de Field, quien es un político muy conocido en Reino Unido.

Previsiblemente, deberá pagar al Consistorio el 75 por ciento del valor de la obra ilegal realizada, que según fuentes municipales se acercan a los 20.000 euros, multa que se le sumará a una sanción de 150 euros que se le impuso en 2010 cuando se le abrió un expediente sancionador.