Marga Durán, presidenta de la Junta Territorial del PP de Palma. | Jaume Morey

9

La presidenta de la junta territorial de PP de Palma, Margalida Durán, no optará a la reelección en el congreso extraordinario que se celebrará el 27 de febrero, según ha podido adelantar Ultima Hora.

Se trata de una decisión adoptada por Durán hace unos meses y se la comunicó al presidente del PP balear, Biel Company. No obstante, ha precisado que no abandona la política y ha asegurado que seguirá trabajando para el partido.

Durán ha explicado a este periódico que ha adoptado este decisión porque considera que ha finalizado un ciclo. «En junio hará cinco años que asumí la presidencia de la Junta Territorial del PP de Palma, el primer año mediante una gestora, y creo que ha finalizado un ciclo».

Además, ha señalado que «es un buen momento para que pueda entrar un nuevo líder en el partido». No obstante, ha negado que el partido esté mal y que esta sea la causa por la que ha decidido no presentarse a la reelección. «La Junta Territorial de Palma es la envidia de cualquier partido en Ciutat», ha asegurado. Sí ha reconocido que «las necesidades de los afiliados de hace unos años no son las mismas que ahora».

También ha argumentado que tiene mucho trabajo como portavoz parlamentaria de servicios sociales del PP balear.

Noticias relacionadas

Durán ha comunicado personalmente esta decisión en la reunión de la Junta Territorial de Palma que se ha celebrado esta tarde.

Durán ha querido expresar su agradecimiento a todos los presidentes, secretarios y afiliados de las juntas de distrito y ha insistido en que «siempre he pensado en el bien del partido». En este sentido, ha recordado que sus inicios fueron especialmente duros, ya que en el año 2016 -tras la salida de José María Rodríguez- asumió la presidencia de la gestora y trabajó «muy duro en la unificación del partido en una sola familia»; así como en su apertura y en dar cabida a todos los afiliados, independientemente de la ´familia política´ con la que se hubieran identificado anteriormente.

La presidenta de la Junta Territorial de Palma ha considerado que este es el mejor momento para dar paso a otra persona para que lidere el partido en la capital balear. No obstante, ha reiterado que «me gustaría continuar trabajando en la Junta Territorial y lo seguiré haciendo en la regional».

El congreso extaordinario, que se celebrará el 27 de febrero, será asambleario, es decir, cada militante que se encuentre al corriente de pago podrá votar. Este viernes se convocará una Junta Territorial para convocar el congreso extraordinario.

Este congreso se enmarca dentro de la renovación de las juntas insulares que ha iniciado Génova. Los congresos locales se celebrarán más tarde.