Dejar los trastos en la calle fuera del horario permitido es una de las sanciones más habituales. | Redacción Local

15

Las denuncias interpuestas por Emaya se redujeron el año pasado un 20,49 % debido a que los controladores medioambientales realizaron más tareas informativas y de formación. En concreto, se interpusieron 1.320 denuncias, de las que un 81,3 % se referían a los residuos.

El servicio de inspección medioambiental realizó en 2018 más de 10.800 actuaciones, un número muy similar al del año anterior. Sin embargo, desde Emaya explican que el servicio de inspección ha tenido una dedicación mayor que otros años a labores informativas relacionadas con la renovación y cambios de ubicación de contenedores y la recogida puerta a puerta comercial.

Vertidos

Además, se ha implantado un nuevo servicio de inspección dedicado exclusivamente a vertidos de aguas, que ha requerido formación y un trabajo más cualitativo que cuantitativo. Cabe destacar, que en sus seis primeros meses de existencia se han levantado 46 actas de sanción, por vertidos a torrentes o a la vía pública, principalmente.

También se realizan labores de investigación de casos especiales relacionados con abandono de electrodomésticos, residuos sanitarios, etc.

Otra causa que ha influido en el descenso son las dificultades para localizar al infractor y poder aportar todos los datos necesarios para sancionarlo.

El 81,3 % de la denuncias de Emaya están relacionadas con los residuos. Emaya interpuso 1.074 multas por dejar las bolsas fuera del contenedor o fuera del horario permitido, por dejar trastos fuera del lugar o del día habilitado en cada barrio, etc. Si se compara con el año anterior, en 2018 se pusieron 367 sanciones por irregularidades de este tipo.

Otro número importante de denuncias, aunque no tanto, están motivadas por ensuciar la vía pública: exactamente 141. En este caso, cabe destacar que sí se ha producido un incremento respecto al ejercicio anterior, cuando se pusieron 109 multas por este motivo.

A estas multas hay que sumar las 166 que puso la Policía Local por infracciones relacionadas con la limpieza y los residuos.

Estas son actas de denuncia, de las que se abre expediente y los servicios generales de Cort determinan la sanción. La mayoría suelen ser leves y pueden llegar hasta los 750 euros.