El presidente de los Estados Unidos, Joe Biden, durante la rueda de prensa ofrecida en la segunda jornada de la cumbre de la OTAN que se celebra este jueves en el recinto de Ifema, en Madrid. | Efe

7

El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, afirmó este jueves que la OTAN se ha vuelto más fuerte y más unida, en respuesta a la invasión rusa de Ucrania y tras la cumbre de la Alianza en Madrid. Biden explicó que en el pasado le dijo a su homólogo ruso, Vladímir Putin, que los aliados iban a unirse más y ser más fuertes, y «eso es lo que ha pasado», en una rueda de prensa al término de la cumbre de la OTAN en Madrid.

El inquilino de la Casa Blanca ha realizado algunos anuncios en Madrid. Entre ellos, ha adelantado que anunciará 800 millones de dólares en ayuda adicional en armas para Ucrania la próxima semana. El mandatario estadounidense apuntó que su Gobierno y los aliados ayudarán a Ucrania el tiempo que sea necesario, en una rueda de prensa al término de la cumbre de la OTAN en Madrid.

En este sentido, Biden ha explicado las medidas adoptadas en los últimos meses y ha manifestado que Estados Unidos está uniendo al mundo para permanecer junto a Ucrania, en respuesta a la invasión rusa. Precisamente este jueves tanto Rusia como China han criticado las conclusiones de la cumbre. Así, el nuevo Concepto Estratégico de la Alianza aprobado el miércoles en Madrid advierte de que China «desafía nuestros intereses, seguridad y valores», y apuesta por el acercamiento de las fronteras de la OTAN a territorio ruso con la integración de Finlandia y Suecia en el club del Tratado Atlántico Norte.

Lapsus

El presidente Biden ha tenido un lapsus y ha confundido Suecia con Suiza. En concreto estaba hablando de la invitación formal de la OTAN a Suecia y Finlandia para que se adhieran a la Alianza y recordó cuando el presidente de Finlandia, Sauli Niinistö, le propuso telefonear a la primera ministra de Suecia, Magdalena Andersson, pero en ese momento se confundió de país. «Recibí una llamada del líder de Finlandia diciendo si podría venir a verme. Y vino al día siguiente y me dijo '¿Respaldaría que mi país se una a la OTAN?' Hablamos por teléfono y sugirió que llamáramos a la líder de Suiza, Suiza».

«Dios mío, me estoy poniendo nervioso de verdad aquí sobre la expansión de la OTAN, de Suecia», se autocorrigió. No es raro que el presidente de 79 años, tenga este tipo de lapsus y en el pasado él mismo ha admitido que es «una máquina de pifias». Quienes conocen a Biden sostienen que arrastra un tartamudeo desde la infancia que a veces le dificulta el discurso, y atribuyen a su carácter espontáneo y campechano algunos de los momentos más incómodos de su larga carrera política.

Tras el fin de la cumbre, Biden ha abandonado España en dirección a Estados Unidos y el avión presidencial Air Force One ha despegado de la base de Torrejón de Ardoz (Madrid) a las 16.10 horas. Allí ha sido despedido por la secretaria española de Estado de Asuntos Exteriores y Globales del Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, Ángeles Moreno, y la embajadora de su país en España, Julissa Reynoso.