3

Grupos ultras reventaron este lunes la tradicional manifestación nacionalista y de izquierdas que cada 9 de octubre recorre las calles de Valencia con agresiones y enfrentamientos con los manifestantes. La delegación del Gobierno advirtió que la concentración de los grupos de extrema derecha no había sido notificada ni estaba autorizada.

Los hechos violentos, que tuvieron un fuerte impacto en las redes sociales, quedaron plasmados en numerosos vídeos que circularon desde la tarde.