La semana arrancará con mal tiempo en Mallorca. | M. À. Cañellas

La semana arrancará con muy mal tiempo en Mallorca, ya que toda la Isla estará este lunes -21 de noviembre- en alerta amarilla por lluvias, tormentas, fuertes rachas de viento y mala mar. En concreto, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), ha activado el aviso amarillo por lluvias y tormentas a partir de las 20:00 horas; pueden registrarse 20 litros de agua por metro cuadrado en sólo una hora. La alerta por vientos comenzará un poco antes, a las 18:00 horas, y se prevén rechas de 70 kilómetros por hora. El aviso por mala mar se activará a las 12:00 horas, ya que las olas pueden llegar a los tres o cuatro metros de altura.

Esta inestabilidad meteorológica estará motivada por una «rápida y profunda ciclogénesis en el Mediterráneo», según ha informado la Aemet. El pronóstico del tiempo anuncia intervalos nubosos, aumentando por la tarde a cubierto con alguna precipitación débil ocasional; por la noche se esperan lluvias y chubascos generalizados localmente fuertes y ocasionalmente acompañados de tormenta. Las temperaturas subirán. Por citar un ejemplo, en Palma se esperan mínimas de 11º y máximas de 20º. El viento soplará del suroeste, aumentando por la tarde a fuerte con rachas de 60 a 70 km/h.

El martes, 22 de noviembre, se mantienen las alertas amarillas por lluvias y tormentas, que pueden ir acompañadas de granizo, hasta las 5:59 horas; pueden contabilizarse hasta 20 litros de agua por metro cuadrado en una hora. A medida que vaya avanzando el día tenderá a intervalos nubosos. El aviso por viento estará activo hasta las 14:59 horas y las rachas pueden llegar a los 80 km/h. Las alertas por mala mar se incrementarán a naranja hasta las 7:59 horas; posteriormente, se rebajarán a nivel amarillo y se mantendrán durante todo el día. Las temperaturas bajarán: en Ciutat las nocturnas serán de 13º y las diurnas de 19º.

De cara al miércoles, 23 de noviembre, se espera que el tiempo en Mallorca experimente una notable mejoría. De este modo, se prevén intervalos nubosos y cabe destacar que las temperaturas subirán; en la capital balear se llegará a los 25º de máxima. El viento será del oeste y noroeste con intervalos fuertes.