Participantes de la Jornada de Ciencia en el Parlament este viernes. | Twitter Parlament

0

El Parlament se ha comprometido a estudiar la creación de un órgano de asesoramiento científico, después de que los grupos parlamentarios hayan expresado, de forma mayoritaria, su voluntad de que se constituya un organismo «que haga ciencia para mejorar la política».

Según ha expresado el presidente del Parlament, Vicenç Thomas, este viernes, en la Jornada de la Ciencia celebrada en la Cámara Autonómica, «después de que los grupos parlamentarios hayan expresado de modo mayoritario su voluntad de crear un órgano de asesoramiento científico, esta institución se compromete a estudiar elaborar una propuesta que permita estructurar esta propuesta».

Thomas ha hecho esta valoración, tras finalizar la Jornada de la Ciencia en el Parlament, un acto en el que se ha profundizado en la relación entre ciencia y política. Y, en el transcurso del cual, el único grupo parlamentario ausente ha sido el de Vox-Actúa Baleares.

Durante la jornada, han intervenido el doctor en Química por la Universitat Autònoma de Barcelona (UAB), Joan Grimalt, y el doctor en Físicas por la Universitat de les Illes Balears (UIB), Damià Gomis, para abordar el cambio climático; el conseller de Fondos Europeos, Universidad y Cultura, Miquel Company, la secretaria autonómica de Universidad, Investigación y Política Lingüística, Agustina Vilaret, y el rector de la UIB, Jaume Carot, quienes han abordado el tema del talento y las herramientas legislativas y la investigadora Marie Curie en la UAB, Emilia Aiello, quien ha hablado de los órganos para el asesoramiento de los Parlamentos en materia científica.

Reacciones

Precisamente, respecto la creación de un órgano de asesoramiento en materia científica en el Parlament, se han pronunciado durante esta jornada los diferentes grupos parlamentarios.

Así, el diputado socialista Carles Bona ha resaltado que «los ciudadanos baleares son los que más de acuerdo está con la fase los conocimientos científicos son la mejor base para elaborar leyes». Por ello, ha considerado que es una herramienta que puede actuar como informadora y jugar un papel ético en la elaboración de políticas públicas». Sin embargo, ha matizado, «no puede ser un imperativo categórico, no es una verdad absoluta».

Por su parte, la diputada del PP Marga Durán, ha considerado «muy interesantes el planteamiento de que ante el conocimiento no tiene sentido el enfado, sino el análisis de las causas y las posibles consecuencias, siendo ahí donde entran los políticos».

Por ello, ha añadido, «es tan importante seguir impulsando la conexión entre el conocimiento y la política». En esta línea, además, el PP ha anunciado que colaborará con la nueva ley de la Ciencia de Baleares, que ha confiado Durán que sirva para «asegurar el trabajo científico, promover la excelencia y asegurar su financiación».

En su caso, la diputada de Unidas Podemos y vicepresidenta primera del Parlament, Gloria Santiago, ha considerado que «la ciencia y la tecnología son dos herramientas necesarias par avanzar hacia la democratización del bienestar». Por ello, ha aseverado «estar a favor de la creación de un órgano de asesoramiento científico para el Parlament».

«La intención de Unidas Podemos es la de aupar Baleares como una comunidad implicada en la innovación y el conocimiento», ha enfatizado y ha sentenciado que «la próxima ley de la Ciencia de Baleares tiene que estar encaminada a atraer el talento y a romper la brecha de género en este sector».

El diputado de Cs y miembro de la Mesa del Parlament balear, Marc Pérez-Ribas, también ha aseverado «estar a favor de crear un órgano de asesoramiento en materia científica». Pues, ha añadido, «quedan por delante una serie de temas para afrontar que necesitaran del máximo conocimiento».

Entre ellas, ha apuntado la nueva ley de la Ciencia de Baleares, que ha confiado «sea lo más provechosa posible» porque, advertido, «la sociedad balear o apostará por la ciencia o no será».

Por su parte, la diputada de MÉS per Mallorca Joana Aina Campomar, ha señalado que «el generar conocimiento debe ser una oportunidad que aproveche Baleares porque la ciencia y los científicos aportan valor añadido a la economía de las Islas». Así, ha añadido, «hay que creer que Baleares no está a la cola de la investigación y romper el actual cliché de sol y playa».

Para ello, ha continuado diciendo, «ha de potenciarse el canal intercomunicativo entre ciencia y política, el cual ha de ser beneficioso para la ciudadanía». Y es que, ha hecho hincapié, también, «hay retos, como la diversificación, que solo se podrán afrontar desde la ciencia».

La diputada de El PI, Lina Pons, ha considerado, en su caso, «que es muy importante hacer un ejercicio de humildad y tomar nota de lo que se ha podido escuchar este viernes en la Jornada de la Ciencia en el Parlament, pues aquello que se haga hoy tendrá repercusión en el futuro». Por este motivo, para Pons, es «imprescindible» la nueva ley de la Ciencia de Baleares y la constitución de un órgano asesor en materia científica para el Parlament.

Finalmente, el diputado del Grupo Mixto Antoni Jesús Sanz ha apuntado que «la política tiene como finalidad hacer mejor la vida de los ciudadanos y para avanzar en esta tarea es importante contar con la ayuda de órganos asesores en materia científica, al igual que contar con leyes, como la nueva ley de la Ciencia en Baleares, para la que se tiende la mano al Govern con el fin de alcanzar el consenso básico necesario para poderla poner en marcha».