Imagen de la carta remitida el martes a Medi Ambient. |

14

El secretario del Patronato del Parque Nacional de Cabrera, José Romero, presentó el martes su dimisión irrevocable debido a sus discrepancias sobre la gestión del parque. Romero, que reconoce tener una situación personal de «desconfianza mutua» con el actual equipo de Conselleria de Medi Ambient, asegura que a día de hoy «lo que debería haber sido el buque insignia en la conservación de los espacios naturales» tras la asunción de las competencias por parte de la Comunidad Autónoma «se ha convertido en un barco a la deriva». Denuncia que el parque sufre en la actualidad una situación de «desamparo» y que su renuncia viene relacionada por este motivo: «por el progresivo deterioro que ha sufrido el espacio en los últimos años» y también por el silencio de la Conselleria de Medi Ambient ante «las continuas reclamaciones de reestructuración para el Parque Nacional desde el equipo de gestión».

En una carta de despedida dirigida al resto de miembros del patronato, reconoce que antes de que el Gobierno central transfiera la gestión del parque también se sufrían recortes y se producían problemas en la gestión diaria, «pero a diferencia de la situación actual, Cabrera disponía de presupuesto propio, con una caja fija que permitía gastos menores (...) y el Parque Nacional estaba a la altura de instituciones tales como AEMET, IEO, Capitanía Marítima, etc. Es decir a la altura de lo que le corresponde por status propio de rango; hoy, es obvio, ese status ha desaparecido», lamenta el que ha sido secretario durante veinte años.

Lamenta también que Cabrera no vaya a recibir ni un euro de los fondos de recuperación post COVID-19. Y critica que el equipo que dirige el conseller Miquel Mir haya hecho «oídos sordos» a las reclamaciones de algunos trabajadores ya que gestionar más de 90.000 hectáreas de parque nacional supone un «tremendo reto», como lo califica Romero que también ha sido director adjunto del parque y director-técnico.

Por último lanza un mensaje para el resto de patronos a exigir a las diferentes administraciones que cumplan con sus obligaciones y plantear aportaciones para el progreso del parque.