Imagen de archivo de una vivienda del Ibavi okupada. | Gemma Andreu

14

El Ibavi ha recuperado un total de 43 viviendas okupadas desde finales de 2019, cuando el Govern comenzó el proceso para denunciar a los tribunales a los okupas. Del total, 3 se han recuperado por intervención policial, 12 por lanzamiento judicial, 21 se han devuelto voluntariamente por intervención del área social y las restantes, por abandono.

En paralelo, el Ejecutivo balear tiene vivas en estos momentos un total de 77 demandas para recuperar otros pisos okupados. La gerente del Ibavi, Cristina Ballester, explica que el número de viviendas okupadas ha descendido de 120 a 84, por lo que el índice de recuperación es muy elevado desde que el Govern decidió intervenir para presentar denuncias y desahuciar a los okupas ilegales.

Desde finales de 2019, el Govern instala además puertas blindadas en todos los pisos que recupera y alarmas en los que se quedan temporalmente vacíos para evitar nuevas okupaciones. Desde esa fecha de han colocado un total de 230 alarmas en los pisos que van quedando vacíos.

Ballester explica que se ha abierto una vía de coordinación con los arrendatarios para que comuniquen cuándo quedan vacíos los pisos para coordinar la entrega de llaves con la instalación de las puertas blindadas y las alarmas.

Noticias relacionadas

La gerente del Ibavi asegura que el Govern está actuando de forma activa contra las okupaciones, a diferencia de lo que hizo el Govern de José Ramón Bauzá, con Gabriel Company como conseller de vivienda. Señala que el consejo de administración del Ibavi aprobó paralizar los desahucios en el año 2013.

Desde entonces no se ponían demandas ni siquiera en los casos flagrantes, según señala Ballester, lo que hizo que aumentaran las okupaciones. Ballester señala que en esta legislatura se han evitado al menos 120 okupaciones con la instalación de las puertas blindadas. El Ibavi va casa por casa para entregar un papel en el que se avisa de que pueden optar a una vivienda de la empresa pública si abandona la casa. Si no lo hace, se presentan las demandas para recuperar los pisos a través de los tribunales.