La naviera FRS operará en las Islas con buques rápidos, ya que está especializada en trayectos regionales. Su flota abarca desde taxis marítimos a modernos ferris y catamaranes.

12

La naviera hispano-alemana FRS anuncia que comenzará sus operaciones en Baleares a finales de mayo, en concreto en la ruta Alcúdia-Ciutadella, en la que entrará en competencia directa con Baleària. Al mismo tiempo, negocia con el Govern y la Autoritat Portuària de Balears (APB) nuevas líneas en las Islas.

El director general de Ports i Aeroports, Xavier Ramis, explicó ayer que sus directivos le dieron a conocer hace días el plan estratégico para competir con el resto de navieras en aguas de Baleares.

«La noticia es positiva, porque incrementa la conectividad marítima en todas las Islas y con la Península. Al mismo tiempo, tiene un impacto muy beneficioso para Menorca, que consigue así incrementar sus frecuencias de conexión con Mallorca. Todo lo que sea mejorar la interconexión entre islas tiene un doble valor a nivel económico y de transporte, así como en paliar el hecho insular», señaló Ramis.

FRS Group está presente en España desde el año 2000, cuando inició sus operaciones en el Estrecho de Gibraltar a través de las divisiones FRS Iberia y FRS Maroc. Para impulsar toda la estrategia en Balears, la naviera incorporó a principios del pasado mes de abril a Carlos Labandeira, que desde 2012 había estado vinculado a Trasmediterránea.

La naviera alemana competirá con Baleària, el grupo italiano Grimaldi (Trasmediterránea) y a Grandi Navi Veloci (GNV), que pertenece a la naviera MSC.

Para el Govern, el hecho de que grupos navieros tan importantes como Grimaldi MSC y FRS hayan puesto sus miras en Balears «demuestra el interés que demuestra Balears en el sector naviero y supone, al mismo tiempo, una apuesta empresarial de futuro empresarial en la etapa post COVID», apuntó el director general de Ports i Aeroports.

FRS, al igual que el resto de navieras extranjeras, tienen que cumplir la actual normativa marítima que impera en Balears, por la que están obligados a una permanencia mínima de un año en el tráfico interinsular y de dos años con la Península.

Un aspecto clave, en opinión de Xavier Ramis, que servirá para implementar el tráfico marítimo interislas es el bono recientemente aprobado por el Govern, que subvenciona con 100 euros a todos los residentes que reserven un viaje entre Mallorca, Menorca, Eivissa y Formentera, respectivamente.

La Cámara de Comercio, Industria y Navegación de Mallorca, que preside Antoni Mercant, analiza estas novedades con calado empresarial y de mejora de la conectividad.

La APB estudia que tenga la licencia para operar entre Eivissa-La Savina

La Autoritat Portuària de Balears (APB) estudia la llicencia de autorización a la naviera FRS para los atraques de una línea entre los puertos de Evissa y La Savina (Formentera). Esta ruta está conectada con cuatro navieras que la operan en estos momentos: Baleària, Aquabus, Trasmapi y Mediterránea Pitiusa.