Joan Carles March. | Redacción Local

La suspensión durante quince días de la vacunación con AstraZeneca «no es un problema para la segunda dosis. La segunda dosis no se da para antes de 10 semanas. No va a estar paralizado durante dos meses y medio». Mensaje tranquilizador por parte de los expertos sanitarios. Joan Carles March, especialista en Medicina Preventiva y Salud Pública, cree que la medida adoptada por Farmacovigilancia es correcta. «Ante una situación como la que ha ocurrido, exige que se haga un seguimiento de esos lotes. Bienvenido sea el control y la paralización. Es una cuestión de prudencia, no porque haya elementos que obliguen a hacerlo».

March apunta que en España se dan alrededor de «22.000 casos de trombos al año, lo que supone 56 al día, entre 1,6 y 1,8 por cada 1.000 habitantes. En el caso de AstraZeneca, ha habido un trombo por un millón de vacunas. El porcentaje es bajísimo».

El experto cree que hay que tener en cuenta que los beneficios de la vacuna son «muchísimo mejores» y más aún «en esta pandemia, cuando ha muerto tanta gente, con tantos casos diarios».

¿Qué sucederá ahora?

Joan Carles March señala que en los próximos días se revisarán los datos, valorar el efecto-casusa y analizar los datos que les daban en los ensayos y ver si éstos son distintos en población general. A partir de ahí, «hay que tomar las decisiones adecuadas» y «ver si el número de casos justifica la decisión».

Noticias relacionadas

El especialista en Medicina Preventiva y Salud Pública recuerda que está prevista también la llegada de Janssen, de una sola dosis, «que ayudará a la paralización de estos días. Se puede coger velocidad de crucero rápido».