La Asociación Balear de Ocio Nocturno Abone inició este lunes la campaña de protestas ante la sede del Govern. | T. Ayuga

41

Las nuevas restricciones impuestas por el Govern al sector de la restauración afectan al 80 % de las empresas de Mallorca, ya que cerca de 4.000 empresas no disponen de terraza exterior para atender a la clientela, según pusieron este lunes de manifiesto en el Consolat de Mar los presidentes de CAEB-Restauración y de PIMEM, Alfonso Robledo y Eugènia Cusí, respectivamente, tras la reunión mantenida con la presidenta Francina Armengol, con el conseller Iago Negueruela, la presidenta del Consell, Catalina Cladera, y el alcalde de Palma, José Hila. También estuvieron presentes los responsables de Servicios de UGT, José García, y de CCOO, Silvia Montejano.

Govern colaborará con el Consell y Cort en un plan conjunto de apoyo al sector de la restauración, por valor de casi siete millones, con el objetivo de paliar las consecuencias que las nuevas restricciones aprobadas para contener la pandemia provocada por la COVID-19 van a tener sobre esta actividad económica.

Las ayudas aprobadas se dirigen a bares, cafeterías y restaurantes de menos de 20 trabajadores y a los beneficiarios se les dará de manera directa 1.500 euros lineales a fondo perdido.

La presidenta del Consell, Catalina Cladera, resaltó el acuerdo alcanzado «porque pretende ayudar al sector de la restauración y se puede ampliar la partida económica según la demanda».

El alcalde de Palma, José Hila, anunció que el Ajuntament se compromete a prolongar la exención del pago de la ocupación del espacio público de las terrazas durante el primer trimestre de 2021, una medida que supondrá un ahorro para los restauradores de 450.000 euros.

Noticias relacionadas

Además, Cort habilitará la segunda convocatoria de las subvenciones para la restauración, las pequeñas empresas, autónomos y pequeño comercio por un importe de 1,3 millones de euros, una convocatoria que agilizará para que se puedan solicitar durante de enero a marzo de 2021.

El Ajuntament ofrecerá la posibilidad de aplazar las facturas de agua y de recogida de residuos de EMAYA. Así, los restauradores podrán financiar cualquier factura emitida desde el mes de agosto de 2020 y hasta el 30 de abril de 2021.

El conseller Negueruela resaltó el acuerdo alcanzado: «Estamos ante una situación complicada y confíamos en recuperar el nivel 1, porque es necesario para establecer corredores seguros con Europa».

Anunció la creación de un acuerdo interinstitucional con la restauración para reactivarla y volvió a pedir a la ciudadanía concienciación ante la COVID.

Robledo afirmó que con las nuevas restricciones «muchas empresas van a cerrar porque no tienen terrazas». Cusí apuntó: «El 80 % de los negocios se verá afectado y la situación es la que es y hay que avanzar. Las ayudas no nos resuelve la cuenta de resultados, pero es un salto cualitativo. En Palma hay 4.000 empresas de restauración que no tienen terraza y serán las más afectadas por estas restricciones».