Con esta acción, el grupo mallorquín estima que compensará más de 35.000 kilogramos de dióxido de carbono.

7

El Grupo Piñero ha plantado en lo que va de año más de 3.000 árboles de varias especies de interés ecológico entre el complejo residencial Playa Nueva Romana, en República Dominicana, y en el entorno del hotel Bahía Príncipe Grand Tulum, ubicado Riviera Maya, en México.

La compañía turística ha informado de estas acciones con motivo del Día Internacional contra el Cambio Climático que se celebra el 24 de octubre, porque van dirigidas a paliar y contrarrestar los devastadores efectos de este fenómeno, ha explicado en un comunicado.

A lo largo de este año, la hotelera ha plantado más de 2.500 árboles en Playa Nueva Romana, de especies como la caoba, roblillo roble cenizo, totuma y Gri gri, consideradas de alto interés y valor ecológico en República Dominicana, motivo por el que la compañía ha establecido medidas de protección de estas especies arbóreas para contribuir a su preservación.

La plantación de estos árboles se está desarrollado en colaboración con el Jardín Botánico Nacional de República Dominicana y se complementa con el cultivo en vivero para su posterior plantación en campo de más de 7.000 especies arbustivas autóctonas, procedentes del Jardín Botánico y de semillas recolectadas de diversas áreas de la región.

El Grupo Piñero también ha hecho extensivo este proyecto a sus propiedades de México, con la plantación de más de 800 especies autóctonas de palmas Nacax, Chit, Kuka y Despeinada y de guayacán negro, en el entorno del hotel Bahia Principe Grand Tulum, ubicado en Riviera Maya, que reabrirá el próximo el 15 de noviembre tras una reforma integral.

Con esta acción, el grupo mallorquín estima que compensará más de 35.000 kilogramos de dióxido de carbono (CO2) al año. La cifra supera ampliamente el compromiso adquirido por la compañía en su campaña «Cambiamos el efecto», desarrollada en la última edición de Fitur, y en la que se comprometía a compensar la huella de carbono producida por los visitantes a su expositor, y que ascendió a 12.901 kilos de CO2.

La directora de Responsabilidad Corporativa de Grupo Piñero, Antonia del Toro, ha advertido de «realidades como el incremento de la temperatura media de la tierra, la contaminación o la aparición de enfermedades y fenómenos atmosféricos extraordinarios», que requieren «tomar más consciencia de la importancia de cuidar el medio ambiente y de cómo ayudará a ser más resilientes frente al cambio climático».

«Por ese motivo, en Grupo Piñero apostamos por un modelo de gestión del negocio que, gracias a una tecnología innovadora, nos permite ser más eficientes y sostenibles, consiguiendo un mejor desempeño ambiental, enfocados principalmente en la descarbonización, la eficiencia energética, una gestión óptima de los recursos y el fomento de la biodiversidad» concluye.

La estrategia de sostenibilidad del Grupo Piñero incluye también actuaciones de sensibilización de temas ambientales, para fomentar buenas prácticas individuales y colectivas.