Empresas turísticas, del sector de la construcción, transporte y comercio, principalmente, son las que mayores problemas de liquidez tienen en la actualidad. | Redacción Local

57

Las empresas de Baleares con problemas de liquidez como consecuencia de la crisis generada por la pandemia del coronavirus, según las patronales CAEB y PIMEM, se ven imposibilitadas de poder acceder a los créditos blancos ICO aprobados por el Gobierno central el pasado 17 de marzo, principalmente por los problemas administrativos que están planteando las entidades financieras.

Los bancos se están limitando a asumir los riesgos a que les obliga la normativa en lo que se refiere al plan público, aunque explican que están cerrando financiaciones al margen de éste. La Asociación Española de Banca (AEB) afirma que la prioridad de los bancos en este momento es canalizar liquidez y financiación a empresas solventes por lo que tramitan «con la máxima celeridad los créditos vinculados a los avales del ICO, aunque cumpliendo fielmente con las condiciones establecidas por el organismo».

La presidenta de la CAEB, Carmen Planas, afirma que «en otros países de la Unión Europea el escenario crediticio no es tan perjudicial para las empresas, tal y como sucede en España». El presidente de la Comisión de Industria de la patronal, Jaime Fornés, reconoce que las entidades están actuando con un doble rasero: «Aquellas empresas que no tienen apalancamiento de deuda y que no tienen problemas de tesorería altos, no tienen ningún problema a la hora de acceder a estos créditos ICO, que están avalados en un 80 % por el Estado».

Fornés puntualiza que en el otro lado de la balanza «nos encontramos que empresas que no se encuentran en la misma situación son presionados por los bancos para que presenten todo tipo de avales e, incluso, la pignoración de activos. Las dificultades para tener estos créditos impiden que muchas empresas tengan acceso. Es más, en caso de que se les concedan tienen que pagar un tipo de interés anual muy superior, más del doble en algunos casos al estipulado, que es del 1,5 %».

Noticias relacionadas

Sectores

Empresas de todos los sectores productivos de las Islas están viendo cercenada su posibilidad de poder disponer de liquidez para afrontar esta coyuntura económica tan adversa.

Desde la PIMEM señalan que hay un problema latente que se irá agravando si no hay un cambio de tendencia de los bancos en los próximos meses, más aún cuando la temporada turística de verano está prácticamente perdida y las empresas no tienen ingresos.

Fornés añade que «llueve sobre mojado, ya que la quiebra de Thomas Cook en septiembre pasado, dejó tocadas a muchas empresas de las Islas. La falta de solvencia es lo que les impide ahora acceder a estos créditos avalados por el Gobierno central, ya que las entidades financieras se cubren las espaldas para evitar que se incrementen sus índices de morosidad en el actual ejercicio por fallidos».