HuaXin Travel es la única agencia de viajes que opera para la colonia residente china en Mallorca y resto de Islas. | M. À. Cañellas

4

El brote de coronavirus en China ha provocado ya la cancelación de reservas hoteleras en Palma, así como la anulación de viajes de la colonia residente a su país por motivos de seguridad, según indican fuentes hoteleras y de HuaXin Travel, la única agencia de viajes china en Palma.

A esto hay que sumar un importante número de asiáticos que tenían previsto venir a Mallorca y que han tenido que cancelar el viaje por no poder salir de China, ya que el Gobierno de Pekín ordenó el pasado viernes a todas las agencias de viajes suspender las ventas de paquetes turísticos internacionales, como parte de las medidas para contener el brote vírico.

La decisión llega en el comienzo del Año Nuevo lunar chino, que provoca un flujo masivo de millones de desplazamientos internos y de chinos residentes en todos los países. «Los clientes chinos residentes en Mallorca han optado por cancelar el viaje que tenían programado para estos días para celebrar el Año Nuevo chino en su país y lo aplazan para otra fecha por motivos de seguridad», indicaron desde HuaXin Travel.

El director del hotel GPRO Valparaíso Palace, Antoni Ferrer, señaló este jueves: «Nos están afectando las medidas adoptadas en China, ya que teníamos clientes que tenían que venir para celebrar mañana (por hoy) la tradicional fiesta conmemorativa del Año Nuevo en el hotel. Asimismo, hemos tenido que cancelar las actuaciones de actores chinos en la cena, porque no han podido llegar por los mismos motivos. La cancelación de reservas continuará hasta que no varíen las actuales circunstancias».

Noticias relacionadas

Aviba

El presidente de la patronal de agencias de viajes de Baleares Aviba, Francesc Mulet, añadió que la recomendación del Ministerio de Asuntos Exteriores de no ir a China «está afectando a la colonia residente china, que es la más proclive a reservar paquetes turísticos hacia su país. El problema vendrá si el coronavirus se propaga por el sudeste asiático, ya que es una zona que muchos mallorquines eligen para pasar sus vacaciones».

Mulet apuntó que si el virus se hubiera producido en otras fechas «su propagación actual sería muy inferior. Solo queda esperar que la situación se normalice, ya que en caso contrario, en el peor de los casos, el Gobierno chino podría decretar el cierre de las fronteras. Esto tendría efectos negativos a nivel económico y turístico».

La zona afectada por el virus no se encuentra dentro de los circuitos que comercializan las agencias de viajes mallorquinas. «Hay unos siete circuitos turísticos y la zona de Wuhan no está incluida».

Hoteles del centro de Palma que operan con asiáticos también están notando cancelaciones de reservas, aunque en menor medida que el GPRO Valparaíso.