El Ejecutivo de Antich desclasificó terrenos en la su segunda legislatura y los tribunales le están obligando a indemnizar. | T. Ayuga

9

El déficit público de Baleares, es decir, la diferencia entre ingresos y gastos previstos, se disparó en las Islas en el tercer trimestre del año, según los datos oficiales del Ministerio de Hacienda. El departamento que dirige María Jesús Montero hizo públicos hace unos días los datos de las comunidades autónomas y Balears, junto con Navarra, es la comunidad que más déficit presenta de todas.

Hasta marzo, el desfase era de 198 millones de euros, un 0,61 por ciento del PIB, cuando la cifra autorizada para todo el año la cifra tenía que ser del 0,1 por ciento. La media las comunidades autónomas estaba ese mes en el 0,1 por ciento. Si se compara con el primer trimestre del año anterior, el déficit se situó muy por debajo del de este año. El desfase era de 42 millones de euros, un 0,13 por ciento del PIB.

Las razones del Govern

A pesar de que la inminencia de unas elecciones puede hacer pensar que el Govern aumentó el gasto en época preelectoral, portavoces de la Conselleria d’Hisenda lo niegan de plano. Asegura que este importante desfase tiene que ver con el pago de indemnizaciones a propietarios de terrenos desclasificados por una ley extraordinaria aprobada durante el segundo mandato de Francesc Antich.

El año pasado , el Govern tuvo que pagar 138 millones de euros en indemnizaciones, a las que se han sumado otros 56 millones en este primer trimestre del año, según estas mismas fuentes.

«Se trata de circunstancias sobrevenidas que nada tienen que ver con la gestión del día a día», señalan. Para justificar el resto del dinero hasta los 198 millones de desfase, las mismas fuentes apuntan al modelo de financiación autonómica, ya que el dinero con los recursos del Estado no llega hasta este mes de junio. El año pasado el modelo era el mismo y el déficit estaba muy por debajo.