Los viñedos, a diferencia de los almendros, están cuidados, por lo que es más difícil que la bacteria les afecte. | Redacción Local

14

La plaga de la Xylella fastidiosa se extiende a nuevos cultivos. Los viñedos de Mallorca no se han salvado de la temida plaga y el laboratorio de Sanidad Vegetal del Govern ha confirmado los primeros casos de infección por la temida bacteria. Si bien la Conselleria de Medi Ambient i Agricultura confirmó este martes que se han detectado los primeros casos positivos, todavía no ha hecho pública la información a la espera de tener la confirmación del Laboratorio Nacional de Referencia de Bacterias Fitopatogénicas de Valencia, que determinan también la subespecie de Xylella.

Desde la Conselleria no confirmaron el número exacto de positivos ni quisieron desvelar el municipio donde han sido localizados, aunque fuentes no oficiales hablan de cuatro casos. El conseller Vicenç Vidal tiene previsto reunirse con el sector el próximo martes para estudiar las medidas a tomar para combatir la plaga que afecta de manera considerable a los campos de almendros en zonas como el Raiguer, Llevant o Migjorn, pero que ahora ha ‘dado el salto’ a los viñedos.

Cabe señalar que el pasado mes de marzo ya se confirmó un caso positivo de Xylella en una vid de uva de mesa, aunque no se dio gran relevancia ya que la planta infectaba estaba en una zona abandonada y podría tratarse de un caso aislado. Los positivos detectados ahora son en vides para la producción de vino, un sector en expansión en Mallorca que cuenta con gran prestigio y reconocimiento.

La gerente de la D. O. Binissalem, Marga Amat, aseguró este martes que desconocía la noticia aunque no se sorprendió ya que «sabíamos que la viña es una planta susceptible». Amat recalcó que los viñedos de la Isla están cuidados por lo que la propagación del bacteria puede ser más lenta o dificultosa, cosa que no sucede con los campos de almendros, muchos de ellos abandonados. «Debemos pensar cómo convivir con la Xylella como lo han están haciendo en California», apuntó.