Investigador de UIB espera que el Premio Princesa de Asturias atraiga a más jóvenes a la ciencia

| Palma |

Valorar:

Sascha Husa, miembro del grupo de investigación de la UIB que participó en la Colaboración Científica LIGO, que ha obtenido el Princesa de Asturias de Investigación por la detección de las ondas gravitaciones, ha deseado que este premio atraiga a más jóvenes a la ciencia y la universidad.

El Grupo de Relatividad y Gravitación (GRG) de la Universidad de las Islas Baleares (UIB) es el único de España que ha participado en las tres detecciones de ondas gravitacionales a través de la Colaboración Científica LIGO y GEO.

«Estamos muy contentos, para nosotros este premio es muy, muy importante», ha dicho Husa en declaraciones a Efe, y quien, junto a Alicia Sintes, lideran el grupo de la UIB, conformado por entre diez y quince personas de diferentes nacionales.

«Es el premio más importante de España, esto da mucha publicidad y permite que se conozca el proyecto en otros países europeos», ha señalado Hus tras conocer el reconocimiento a LIGO.

Este reconocimiento, en opinión del profesor de la UIB, atraerá también a gente joven con el mensaje de que «la ciencia es interesante y se puede llegar muy lejos».

«Esperamos que nos ayude a atraer más gente a la universidad, más gente joven a nuestro departamento», ha deseado Husa, que ha descrito que el grupo de la UIB está conformado por profesionales que realizan máster, doctorados, y post doctorados, además de colaboradores.

El Grupo de Relatividad y Gravitación de la UIB se financia con fondos nacionales y autonómicos, y está constantemente buscando nuevas vías de financiación. Por ello, según el científico, un premio como el Princesa de Asturias ayudará a encontrar nuevos fondos, en especial, europeos, para continuar con la labor de investigación.

«Estamos muy agradecidos con el premio y con la sociedad de Baleares por hacerlo posible», ha destacado Hus.

Sintes, profesora del Departamento de Física, ha sido una de las investigadoras que intervino en la puesta en marcha de este grupo de científicos de la UIB en 1997, y junto a Husa, forman parte del Consejo de LIGO, con el que colaboran desde 2007.

LIGO y tres de los físicos que la impulsaron, Rainer Weiss, Kip S. Thorne y Barry C. Barish, han sido distinguidos con el Premio Princesa de Asturias de Investigación Científica y Técnica por sus aportaciones en la detección directa de ondas gravitacionales, en las que se basa la nueva astronomía.

El Laboratorio de Ondas Gravitacionales con Interferómetro Láser (LIGO, en sus siglas en inglés) cuenta con la colaboración de un millar de científicos de docenas de instituciones y universidades de una veintena de países, entre ellas la UIB, que trabajan en la detección de ondas gravitacionales que puedan ser empleadas en la exploración de las leyes fundamentales de la gravedad.

Comentar

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión.

De momento no hay comentarios.