La ministra Salma Elloumi, en el homenaje a los turistas muertos en 2015 en un hotel de RIU en Port El Kantaui. | FETHI BELAID

9

La ministra de Turismo de Túnez, Salma Elloumi, se ha desplazado a Mallorca para reunirse con representantes de las cadenas hoteleras RIU, Meliá, Iberostar y Barceló, para dar a conocer las nuevas medidas de seguridad y el apoyo de su Gobierno a la industria turística, con el fin de convencerles para que vuelvan o incrementar su presencia.

Las cadenas agradecieron a la ministra su visita, pero tanto Meliá como RIU y Barceló mostraron sus reticencias para tener activos en este país, más aún a raíz del brutal atentado yihadista de junio de 2015, que costó la vida a 37 turistas.

RIU, a raíz del atentado del pasado año en el hotel Imperial Marhaba, que gestionaba, optó por cancelar todos los contratos. Barceló tuvo en su momento dos establecimientos y en la actualidad no cuenta con ninguno, lo mismo que Meliá. La cadena Iberostar tiene cuatro hoteles a través de una sociedad mixta con Thomas Cook.