La propuesta de desplazar las terrazas de la calle Oms es una recomendación de los bomberos para situaciones de emergencia. | M. À. Cañellas

13

El Ajuntament de Palma se plantea que las 17 terrazas de la calle Oms pasen del centro a los laterales, pegadas a las fachadas de los establecimientos. Según Cort, se trata de una propuesta que llega a partir de las recomendaciones del cuerpo de bomberos, quienes consideran que, si se tiene que dejar un espacio libre para una posible actuación de los servicios de emergencia, debe ser el del centro porque el pavimento es allí «más firme» y porque la intervención sería más ágil.

Entre los comerciantes de la zona, las opiniones al respecto son diversas. Mateo Martorell, presidente de la Asociación de Empresarios y Comerciantes de Oms, explicó que la falta de una opinión clara entre comerciantes se debe a que, con la propuesta, «algunos salen perjudicados porque tienen menos metros de fachada en los que podrían poner terrazas».

Sin embargo, la medida, que fue presentada a los comerciantes el martes para que la estudiaran a lo largo de estas dos semanas, quedó este miércoles congelada debido a que existe una directiva europea que defiende la necesidad de dejar libre la línea de fachadas y facilitar así la accesibilidad de las personas invidentes (que utilizan las paredes para guiarse con el bastón). Aurora Jhardi, regidora de Funció Pública i Govern Interior, explicó que, en cualquier caso, «desde el Ajuntament creemos que hay que encontrar una solución que sea consensuada». La concejala aseguró que «no hay necesidad de imponer nada porque no se da una situación de emergencia» ni existe «un informe técnico que hable de un peligro de seguridad. Son recomendaciones».