22

La Federación de Asociaciones de Padres de Alumnos (FAPA) ha calificado hoy de «insostenible» la situación que crea en el sistema educativo de Mallorca la reducción de líneas de enseñanza y el recorte de docentes.

«Desde que se cerró el proceso de admisión de alumnos del curso 2014-2015, se han multiplicado las quejas que llegan a FAPA Mallorca formuladas por familias que se ven obligadas a llevar a sus hijos a escuelas concertadas», ha indicado esta agrupación en comunicado

Según la FAPA esta situación es «consecuencia de los recortes que han provocado falta de plazas los centros públicos de algunos municipios y porque desde la Conselleria no han tenido mejor idea que resolver esto derivando estos alumnos en centros concertados».

Los municipios de Inca, Manacor, Porreres, Esporles figuran entre aquellos en los que «muchas familias no han obtenido plaza en los centros públicos debido a la eliminación de líneas de enseñanza en los CEIP e IES.

«Esta situación, que se arrastra desde hace dos años con los recortes de docentes y el incremento de ratios, se ha vuelto insostenible en muchos centros, donde disponen de espacio pero a pesar de todo la Conselleria no quiere desdoblar grupos para que se pueda aceptar aquel alumnado que no ha obtenido plaza» ha señalado la FAPA.