20

La avanzadilla de la ONG Dentistas sobre Ruedas, que salió de Palma hace dos semanas con destino a Senegal, ha decidido dar media vuelta tras permanecer retenida en Tánger por cuestiones burocráticas, alegaron fuentes oficiales.

La organización solidaria llevaba una ambulancia, donada por el doctor García Ruiz, que debía ser depositada en el centro médico Missirah (Senegal) junto con otro vehículo y diverso material clínico.

El jefe de la expedición de dentistas y presidente de la citada ONG, Alfonso Jaume, describió así la situación: «Nos encontramos en un callejón sin salida. Necesitamos una autorización de la Embajada senegalesa en Madrid, un documento que tanto Marruecos como Mauritania y Senegal no nos habían pedido nunca antes».

Indignación

La indignación de los mallorquines es «total». Son varios los años que viajan a Senegal a través de la misma ruta, con la documentación en regla, y nunca había pasado nada parecido.

Tras dos semanas intentando solucionar el embrollo, el grupo ha decidido abandonar la expedición: «Estamos en el ferry de regreso a Algeciras con la única alegría de que a Missirah ya han llegado cinco voluntarios y se suma el grupo grande de dentistas y protésicos, así que nuestro proyecto sigue», relató Alfonso Jaume.

«Lo cierto es que, además de agotados, que es lo de menos, estamos indignados por el trato recibido, llamando en vano a las tres puertas: Senegal, España y Marruecos».

Especialmente crítica con el Gobierno español ha sido la delegación mallorquina. El grupo cuestiona la falta de apoyo diplomático «por miedo a los secuestros». Un miedo «injustificado» porque «hemos visto a numerosos trabajadores españoles circulando con normalidad por el Sáhara y Mauritania».