1

El PSIB ha criticado este viernes el proyecto de Ley General Turística elaborado por el Govern al entender que éste creará más paro, al destruir muchos puestos de trabajo con el cambio de uso, y suponer la destrucción de más territorio, al favorecer el «negocio inmobiliario».

Según ha señalado la diputada socialista Joana Barceló en un comunicado, con esta normativa, la comunidad «retrocederá» a un modelo turístico «del siglo pasado», recuperando lo que se conoció como la «balearización», al favorecer consumo de territorio y una mayor construcción. Además, según la parlamentaria, la regulación que hace la ley del cambio de uso abre la puerta a la destrucción de puestos de empleo.

Barceló ha criticado la «discrecionalidad de una norma que da poder absoluto» al Govern puesto que éste podrá «actuar al margen de los planeamientos municipales» en el desarrollo de nuevos proyectos y en los cambios de usos de los establecimientos turísticos.

En relación a los cambios de usos de los establecimientos turísticos que contempla la ley, Barceló ha lamentado que se vayan a poder hacer «sin estar sujetos a ningún planeamiento, con discrecionalidad total, por oportunidad valorada por la Conselleria de Turismo y sin que los informes municipales sean vinculantes».

La diputada ha anunciado que su Grupo presentará enmiendas a la Ley General Turística elaborada por el Govern cuando se inicie su tramitación parlamentaria, aunque ha pedido un esfuerzo de diálogo y negociación al Ejecutivo balear para modificarla y que cuente con consenso.

La socialista ha dicho también que se pedirá más concertación, sostenibilidad y apoyo a toda la industria turística, aspectos que, según cree, no recoge el actual proyecto de ley.