Foto de archivo del hostal Sayonara. | J. M. Giménez

1

La Comisión de Urbanismo y Medio Ambiente del Ayuntamiento de Palma de Mallorca aprobó la expropiación y demolición del Hostal Sayonara, un edificio que lleva unos 15 años abandonado en el barrio de El Terreno, gracias al voto de calidad del presidente de la misma José Hila, al plantearse un empate debido a la oposición del PP al proyecto y a la ausencia de la representante de UM, Cristina Cerdó.

En declaraciones ofrecidas a los medios tras la reunión, la concejal de Urbanismo y Vivienda, Yolanda Garví, se mostró satisfecha del resultado del encuentro, que será trasladado al plenario convocado para el próximo lunes, 22 de febrero, donde su evolución dependerá del sentido del voto de los ediles de UM, que podrían decantarse por el equipo de Gobierno o por lo 'populares', quienes fueron los primeros en plantear el proyecto, recordó la edil.

La demolición de este establecimiento constituye una «reivindicación histórica» del barrio, cuyos vecinos vienen demandando esa actuación municipal, así como la construcción de un párking en el mismo solar. Algo que coincide con lo que «hoy aprobamos y trasladaremos al pleno», confirmó Garví, quien destacó que «al fin hay una solución para poder demoler de manera inmediata» un inmueble que constituía un «problema social importantísimo» al hallarse en ruinas.

Según precisó la edil, la demolición que se realizará «conforme a derecho» y «con transparencia total y absoluta», porque «hemos puesto al alcance de la oposición toda la documentación que tenemos, para que tenga claro que lo que se está pagando es realmente el coste y el valor del Hostal Sayonara», cuya valoración más reciente data de 2009 y es de 1.325.000 euros, frente a los 1.290.000 euros atribuidos en abril de 2007.

La diferencia de un 2,65% en el precio es lo que motivó que la oposición municipal se posicione ahora en contra del proyecto, ya que durante la pasada legislatura era «la mitad de lo que se quiere pagar ahora», que es «más del doble de lo que fijan algunos técnicos», expuso el PP, que critica el repunte en plena crisis. Sin embargo, la edil lo justificó en el hecho de que «el mercado ha subido» y recordó que ambas valoraciones fueron realizadas por el mismo funcionario.

Concretamente, los populares se han preguntado en un comunicado si la alcaldesa de Palma, Aina Calvo, «quiere hacerle un favor a la propietaria del solar, la también socialista Aina Salom -esposa del actual conseller de Economía, Carles Manera,-, ya que el PERI del Terreno establece en la mitad el precio del suelo en esa zona», denuncian.

Oposición

De hecho, la concejal de Urbanismo y Vivienda de Palma admitió que la demolición del Sayonara fue propuesta por primera vez por el PP, cuando estaba en el Gobierno municipal, aunque «fue incapaz después de realizarla», y, más recientemente, abogó por la paralización de la misma. Una contradicción que resolvió con la afirmación de que «mientras ellos hacen ruido, nosotros lo tiraremos». Aunque, todo dependerá del desempate que permitan los votos de UM.

Para Yolanda Garví, el hecho de que los 'populares' se opongan ahora a la demolición de ese edificio en ruinas, después de «obtener la solución a la que nos instaron» en 2008, ejemplifica el «juego absurdo de la confusión y de la demagogia» que practican en el Ayuntamiento de Palma y, por ese motivo, aseguró que «no me extraña que los ciudadanos y los vecinos de El Terreno se indignen» ante la situación de la institución.

En ese sentido, aclaró que «intentaremos realizar todos los esfuerzos posibles para que esta expropiación, que ya se ha iniciado, sea una realidad», porque «ya está todo en marcha», aclaró. Y, por ese motivo, consideró que «alguien debe explicar por qué la quiere parar» un procedimiento administrativo que permitirá aportar una solución en la línea «en que nos comprometimos», señaló, en referencia a la actitud de la oposición en este caso.

A partir de la aprobación definitiva de esta iniciativa por parte de la Corporación Municipal, se abrirá un plazo de 15 días para exposición pública del proyecto y, en ese sentido, la edil precisó que «esperamos que a lo largo de 2010 quede ejecutada la expropiación y la demolición» del edificio, que se realizará mediante aportaciones del Fondo Estatal para la Ocupación y la Sostenibilidad Local, el Plan E de este año.

Cabe recordar que el edificio del antiguo Hostal Sayonara, situado en la calle Josep Villalonga y con más de 40 años de antigüedad, pertenece a la familia de la que fuera consellera de Salud del Govern entre 1999 y 2003, la socialista Aina Salom. En octubre de 2006 se aprobó en el Consell de Mallorca el Plan de Reforma Interior (PERI) de El Terreno, que preveía convertir el solar en un mirador ajardinado con un párking subterráneo debajo con capacidad para 80 vehículos