Bob Pop, en ‘Late motiv’, sobre el debate: «Vivimos en realidades absolutamente paralelas»

| | Barcelona |

Valorar:

Una campaña electoral exprés, la cuarta en pocos meses. Un solo debate electoral y una cascada de reacciones a las más de dos horas de toma y daca televisivo entre los cinco principales postulantes a presidir el Gobierno de España tras las elecciones generales del 10N. Una de estas reacciones que no han pasado desapercibidas es la reflexión en Late motiv de Movistar + de Bob Pop, el colaborador de Andreu Buenafuente que siempre deja frases lapidarias y opiniones que invitar a pensar.

Sus intervenciones se han hecho célebres, como en el caso en que a raíz de una polémica en 'Operación Triunfo' esgrimió que «el problema es que hay demasiados influencers y pocos referentes». O en el que invitaba a darle una vuelta a nuestra forma de comprar y en consecuencia a cómo se reparte la riqueza.

Esta vez, Bob Pop habla sobre la impresión que le quedó a raíz del debate entre los candidatos, un debate seguido por millones de espectadores y en el que esperaban captar a los indecisos y sobre todo convencer y movilizar a los fieles. Sin embargo, a Bob Pop no le quedó un buen sabor de boca.

«Me hubiera gustado ver a los candidatos proponer distintas formas de modificar una realidad común a través de la política». «Había cinco candidatos proponiendo cinco versiones de la realidad y cinco formas de modificarla a su manera, eso era muy bestia». «Vivimos en realidades absolutamente paralelas», dijo, viendo como el debate había tomado derroteros más propios de una suerte de diálogo de sordos.

«Nos piden el voto para que les demos la razón en su propia interpretación de la realidad», afirma.

«Creo que el 10N no vamos a votar por nuestro futuro, vamos a votar por decidir quiénes somos nosotros ahora. Y eso me da mucho miedo porque nos van a reescribir el guión, el argumento y el puto relato». «Tengo una sensación de derrota absoluta» ante el debate y la situación en general de la política en España.

«Hemos llegado a un punto donde refutar mentiras es reforzar las mentiras. Hemos perdido la conversación, la política, la compasión y hemos ganado el silencio», sentencia.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.