Anthony Adkins, Sophia Ackermans y Toyo Masanori, durante un ensayo.

La gran amistad entre Frédéric Chopin y Vincenzo Bellini se traslada este sábado a la Celda 4 de la Cartoixa de Valldemossa con el concierto de cámara que el festival MúsicaMallorca a las 19.00 horas.

La actuación correrá a cargo del pianista Anthony Adkins, la soprano Sophia Ackermans y Emmanuel Bleuse, músico de la Orquestra Simfònica, al violoncello.

Aunque éstos no quieren adelantar demasiado lo que ocurrirá en la Celda 4, habrá sorpresas y sonarán unas piezas «fantásticas, arietas y variaciones que en Mallorca nunca se han escuchado, será muy especial y único, porque estaremos en un lugar histórico, el sonido encaja a la perfección», relata Anthony Adkins, un gran amante de las composiciones de Chopin y Bellini, por eso «es un placer estar en este concierto».

Por su parte, la soprano Sophia Ackermans indicó que «lo que más me gusta es que será muy íntimo, con unas 150 personas; es diferente, cercano, un lugar donde residió y compuso Chopin».

Esta será la primera vez que MúsicaMallorca se instale en la Cartoixa, «fue muy sencillo poder tocar allí, y para nosotros es una gran oportunidad para dar a conocer a más gente un lugar como la Celda 4, estamos esperando con ganas el resultado y, quién sabe, quizás para regresar», concluyó Toyo Masanori,director artístico del evento.