El vicepresidente del Gobierno de Aragón y consejero de Industria, Arturo Aliaga, interviene durante una sesión plenaria en el Congreso de los Diputados, a 13 de septiembre de 2022, en Madrid (España). | Alejandro Martínez Vélez - Europ

Los grupos parlamentarios del PSOE, Unidas Podemos, Vox y Ciudadanos han apoyado este martes que el Congreso tramite la reforma del Estatuto de Aragón, que busca suprimir los aforamientos de los miembros del Gobierno regional y de los diputados autonómicos.

Así lo han adelantado durante sus intervenciones en el Pleno de la Cámara que dará vía libre a la tramitación de una reforma que fue aprobada por unanimidad en las Cortes de Aragón el pasado mes de junio y que también quiere garantizar un mínimo de 14 escaños a cada circunscripción aragonesa, lo que permitirá a la provincia de Teruel mantener su representación en la cámara regional, pese a la despoblación.

Los representantes de las Cortes de Aragón Arturo Aliaga (Partido Aragonés), María del Mar Vaquero (PP) y Beatriz García (Cs) han sido los encargados de defender la modificación del Estatuto en el Congreso, donde han hecho hincapié en que las reformas propuestas van a favor de la igualdad de los aragoneses.

Aliaga ha defendido que se trata de una reforma «simple» y ha pedido a los grupos aprobarla porque redunda en el «beneficio» de Aragón y los aragoneses, mientras que Vaquero ha considerado que la reforma es «necesaria» para la Comunidad Autónoma y para España. Por su parte, García se ha congratulado porque la reforma es fruto del consenso de todos los partidos que componen las Cortes aragonesas.

El diputado del PSOE Herminio Sancho, que ha resaltado la capacidad de los partidos aragoneses para llegar a acuerdos, ha indicado que los ciudadanos perciben de forma «anacrónica» los aforamientos, que a su juicio tienen un «encaje difícilmente justificado».

En referencia a los 14 escaños mínimos previstos para cada circunscripción aragonesa, Sancho ha recordado que Aragón es una de las comunidades que «más sufre» el «grave fenómeno» de la despoblación. «Medidas como esta reforma servirán para que Huesca y sobre todo Teruel no pierdan representación política», ha agregado.

Por Unidas Podemos, Pablo Echenique --diputado por Zaragoza-- ha celebrado que sea Aragón una de las primeras comunidades en retirar los aforamientos y ha expresado su deseo de que marque el rumbo en otras y a nivel estatal.

No obstante, ha advertido de que su grupo «no se conforma» con la modificación ha llamado a atajar «el problema de la corrupción y la justicia», que «no tiene que ver con que los políticos sean juzgados por instancias de orden superior». En este contexto, ha criticado la existencia de «jueces activistas» que «persiguen sin pruebas a fuerzas políticas progresistas».

En cuanto a la reforma que afecta a Teruel, Echenique cree que «es de justicia», pero ha lamentado que «no pueden darse por satisfechos». «Además de más diputados, Teruel necesita más inversiones, ferrocarril, servicios públicos, banda ancha, apoyo a las pymes», ha dicho. En definitiva, «más oportunidades y más población», ha finalizado.

"cuestiones imprescindibles"

Vox ha calificado ambos aspectos de la reforma como «cuestiones imprescindibles». El diputado Pedro Fernández ha lamentado que el aforamiento se ha convertido en un «privilegio inadmisible, una distorsión jurídica y política que había derivado en una degeneración democrática».

Asimismo, ha señalado que la despoblación no puede suponer una «anulación de la capacidad política representativa y de influencia» de una provincia española, por lo que la ha considerado «adecuada».

Por parte de Ciudadanos, Sara Giménez ha celebrado que Aragón haya aprobado una reivindicación de su formación, la supresión de los aforamientos, paso que también han dado otras Comunidades Autónomas, como Canarias o Murcia.

Según la diputada 'naranja', los aforamientos atentan contra el principio de igualdad, por lo que ha considerado «justificado» el «sentimiento de injusticia» que puede experimentar la ciudadanía. «Es normal que se perciba como algo injusto que se nos aplique una legislación diferente por ser un cargo público», ha incidido. Además, ha considerado «acertada y necesaria» la reforma que «equilibra la igualdad de la representación» en Teruel.

El diputado de Teruel Existe Tomás Guitarte, en representación del Grupo Mixto, ha tildado los aforamientos de «anacronismo». En referencia a la despoblación, ha pedido «tomarse en serio» la cohesión social, que sólo puede lograrse mediante una «representación política efectiva».

No obstante, ha incidido en que el mínimo de escaños para Teruel no es la solución. «Frente a la despoblación, esta medida es una venda», ha lamentado, recalcando que Aragón está «cada vez más desvertebrada». «Tanto que afecta a la estructura institucional», ha remachado.

El pp reclama unificar la figura de los aforamientos

Por el PP, Eloy Suárez ha reclamado unificar la figura de los aforamientos a nivel nacional. «No acabamos de entender que en función de dónde proviene un diputado se le aplique un régimen distinto a otro, que a todos los parlamentarios se les aplique la misma jurisdicción», ha pedido.

De esta manera, Suárez ha sostenido que los aforamientos buscan «blindar la institución del parlamentario frente a posibles ataques del poder judicial», pero sí ha reconocido que su supresión es una «demanda de la ciudadanía», por lo que su partido se muestra «dispuesto a debatir».

Además, ha trasladado el apoyo de su grupo al mínimo de escaños para Teruel, pero ha abogado por llegar a acuerdos con el presidente, Pedro Sánchez, para abordar «cuestiones más sustanciales», como que Aragón se convierta en la sede de la Agencia Espacial Española.