Resumen del partido. | La LIga

24

Una parada salvadora de Manolo Reina en el minuto 97 sacando un balón de gol tras un cabezazo de En-Nesyri permite al Mallorca mantener el pulso en la lucha por la salvación a la espera de lo que haga el Cádiz este jueves ante la Real. El equipo rojillo empató a cero frente al Sevilla y se mantiene a dos puntos del conjunto gaditado. El punto sumado sabrá mucho mejor si el Cádiz pierde en San Sebastián.

Reina mantiene al Mallorca con pulso

En la primera parte el Mallorca llevó a cabo un ejercicio de supervivencia de esos notables. Desde el primer momento Aguirre metió a sus once hombres por detrás del balón y lo rifó todo al trabajo defensivo. Atrapó alguna contra el conjunto bermellón, pero en ninguna de ellas supo finalizar. Se encontraron hasta en tres ocasiones Antonio Sánchez, Muriqi y Battaglia en las inmediaciones del área de Bono, pero en ninguna generaron verdadero peligro. Robar tan lejos te obliga a cruzar todo el campo con balón a gran velocidad y cuando llegas al área se apagan las luces. Es lo que les ocurrió a los atacantes del Mallorca a los que siempre se les llenó el horizonte de Bono cuando lo vieron cerca durante la primera parte.

Con todos más preocupados de defender que no de armar juego ofensivo, el Sevilla se las vio y se las deseo para encontrar huecos y generar ocasiones con criterio. Sin embargo, a los nueve minutos Salva Sevilla se convirtió en el héroe del Mallorca al rechazar un balón de Rafa Mir a gol. Con Reina batido, el andaluz estuvo sereno y atento para aguantar la posición en el segundo palo y rechazar la pelota del atacante sevillista. Respiró el Mallorca. Respiró Reina. Respiró Aguirre. El gran reto en este primer tiempo era salir vivo, llegar al descanso sin haber recibido y si era posible, que lo fue, generar incertidumbre en el rival.

El Sevilla se puso nervioso al no encontrar espacios para hacer su juego. Le costaba entrar por las bandas y el centro era el metro en hora punta. Eso producía pérdidas y situaciones peligrosas como la que protagonizó por ejemplo Battaglia que tras cruzar el campo y asociarse con Muriqi terminó telegrafiando su disparo que rechazó Bono sin excesivos problemas. Antes de la media hora otra pérdida la aprovechó el Mallorca para merodear por el área rival. Fue Antonio Sánchez quien disparó sin mucha convicción y el rechace no pudo cazarlo Salva Sevilla para intentar un gol como el que anotó el pasado fin de semana al Granada. A partir de ahí el Mallorca se olvidó de aventuras y trató de cerrar la última fase del primer tiempo con su portería a cero. Hubo un momento delicado cuando en el 34 un par de disparos de esos de patio de colegio, a ver quien la pilla, terminaron con una chilena de Tecatito demasiado predecible. Nada. Descanso con el primer objetivo cumplido, es decir, llegar a vestuarios con un punto de vida.

Tras la reanudación el plan más o menos siguió siendo el mismo y el Sevilla trató de inclinar el campo a su favor, pero sin cristalizar ocasiones en gran parte porque el juego ofensivo del Mallorca impedía escribir nada mínimamente legible en el área bermellona. Con el paso de los minutos el conjunto rojillo trató de dar un paso adelante, tímidamente, sin muchos alardes, pero intentando tener algo más de protagonismo en el campo rival. No tuvo continuidad en su juego, pero sí lograba inquietar de vez en cuando. De hecho, en el minuto 64 la oportunidad más clara fue para el Mallorca. Un centro el área de Oliván, de esos que parecen un corner, fue rematado en le primer palo por Muriqi. El balón fue picado de arriba hacia abajo y ahí Bono sacó una mano salvadora para enviar a corner.

Noticias relacionadas

Aguirre dio entrada a Dani Rodríguez y Take Kubo con intención de tener más presencia entre la zaga rival. También movió Lopetegui a los suyos exponiendo el arsenal ofensivo con Ocampos, En-Nesyri, Martial y Rakitic. Los últimos minutos fueron para el Sevilla, que fue a tumba abierta hacia la portería del Mallorca. Sin embargo, ahí se encontró con Manolo Reina que en dos ocasiones, primero a un tiro a bocajarro de Martial en el 89 y después con una mano salvadora ante En-Nesyri, sostuvo al Mallorca. No se ganó, pero al menos se sacó un punto. Un empate que permite seguir soñando.

- Ficha técnica:

0 - Sevilla: Bono; Jesús Navas (Ocampos, m.67), Koundé, Diego Carlos, Acuña; Gudelj (Rakitic, m.80), Joan Jordán (Denaley, m.55), Lamela (Martial, m.67), 'Papu' Gómez, 'Tecatito' Corona; y Rafa Mir (En-Nesyri, m.55).

0 - Mallorca: Manolo Reina; Maffeo (Giovanni González, m.97), Antonio Raillo, Valjent, Brian Oliván; Antonio Sánchez (Grenier, m.88), Salva Sevilla (Dani Rodríguez, m.74), Battaglia, Jaume Costa (Russo, m.88); Ángel (Take Kubo, m,.74) y Muriqi.

Árbitro: Alejandro José Hernández Hernández (Comité Las Palmas). Amonestó a los locales Acuña (m.40), Joan Jordán (m.49), Lamela (m.60) y Gudelj (m.75) y a los visitantes Brian Oliván (m.52), Raillo (m.71), Salva Sevilla (m.72), Antonio Sánchez (m.72), Take Cubo (m.78) y Maffeo (m.89). Además, mostró tarjeta roja en el minuto 86 a un miembro del cuerpo técnico del Sevilla que estaba en el banquillo (m.86).

Incidencias: Partido de la trigésima sexta jornada de LaLiga Santander disputado en el estadio Ramón Sánchez-Pizjuán ante 33.242 espectadores.