Imagen de archivo de Robert Sarver. | Joan Torres

0

«Continúo en 'shock' por las falsas acusaciones de Baxter Holmes», así arranca el comunicado que ha publicado Robert Sarver después de la publicación de la ESPN en la que setenta empleados de los Suns acusan al empresario de de misógino y racista.

Sobre la polémica por el uso de la palabra 'N' (el término nigger es un peyorativo racista dirigido a la gente de piel negra, especialmente hacia los afroamericanos), Sarver explica que «no forma parte» de su vocabulario: «Nunca he llamado a nadie ni a ningún grupo de personas con esta palabra. Es fea, denigrante y va en contra de todo lo que creo».

«En lugar de contar la verdad, Holmes se basa en palabras tergiversadas de Earl Watson y otras fuentes desconocidas» añade Sarver que en repetidas ocasiones carga contra el ex entrenador de los Suns: «Watson creó un atmosfera poco profesional y tóxica en nuestra organización. Es claramente una fuente poco creíble».

Sobre Baxter Holmes, encargado de la publicación de ESPN, añade: «Falla completamente a la verdad, ahora nos toca demostrar que esas cosas no pasaron».

Noticias relacionadas

Sarver también aprovecha para añadir que «llegados a este punto seria conveniente recibir una investigación imparcial de la NBA que limpie su nombre y la reputación de la organización de la cual esta tan orgulloso».