Resumen del partido entre el Alavés y el Mallorca. | LPF

16

El Mallorca ya sabe lo que es ganar esta temporada. El equipo de Luis García Plaza desprecintaba este sábado la cuenta de victorias después de imponerse al Deportivo Alavés en Mendizorroza gracias al arrollador debut de su última incorporación: Fer Niño. Con el 26 que llevaba su padre a la espalda y tras provocar solo unos minutos antes la expulsión de Rubén Duarte, el delantero bermellón convertía en oro otro un pase de fábula de Salva Sevilla y rompía el maleficio vitoriano, ya que los baleares llevaban más de quince años sin ganar en terreno babazorro (0-1).

El Mallorca se presentaba en Mendizorroza con tres cambios en el once (se caían Raíllo, Salva Sevilla y Ángel y entraban en su lugar Franco Russo, Take Kubo y Abdón Prats) y, como en su estreno, empezaba el partido luchando contra la marea y la intensidad de un Alavés que recibía a mordiscos a su invitado. Esa voracidad vitoriana y el nerviosismo de Russo en los primeros minutos (debutaba en Primera División el central argentino) casi le juegan una mala pasada a los rojinegros a los seis minutos de partido. El defensa se equivocaba gravemente en la salida del balón y permitía que Rioja trazara un centro desde la izquierda que cabeceaba Pere Pons. El remate, demasiado centrado, lo paraba Reina para contener también el caudal albiazul, que iría menguando con el paso de los minutos.

El equipo bermellón empezó a abrir los ojos a partir del primer cuarto de hora. Y como en la primera jornada, lo hizo recostado hacia la derecha, por donde apretaba Mboula. Suya era la mejor oportunidad de la primera mitad, precedida de una llegada peligrosa del Alavés. Embalado a la contra, a Mboula se le caía el cielo encima al encontrarse de frente con Pacheco.

De ahí hasta el descanso, el encuentro se tejió entre un ramillete de errores individuales, continuas interrupciones y ocasiones tímidas, más motivadas por fallos que por aciertos. Aun así, el Mallorca estaba a punto de rascar algo después de una falta cometida por Duarte que lanzaría Kubo con delicadeza y abrocharía Mboula con un cabezazo ajustado que se marchaba la izquierda de la portería local.

Noticias relacionadas

En la segunda mitad caía el ritmo del partido y se desplomaba el Alavés, que parecía un equipo diferente al del inicio del primer acto. Mucho más cómodo, el Mallorca amasaba el balón y se ponía a cocinar a fuego lento. De su habilidad en los fogones llegaba una ocasión que podría haberlo cambiado todo. Baba ponía un centro de lujo desde el perfil diestro y un testarazo de Abdón zarandeaba la portería de los babazorros, primero impactando contra el larguero y tocando el palo izquierdo de Pacheco en su camino de vuelta.

Viendo que el partido se le escurría, Calleja movía el banquillo. Le respondía al instante Luis García con dos cambios especiales: Fer Niño y Battaglia. Los dos se estrenaban con el Mallorca: uno en el mismo campo en el que lo hizo con el Villarreal y el otro en el estadio en el que jugó hasta hace unos meses.

El guion del encuentro sufriría un nuevo giro justo después, con otra falta a destiempo de Duarte sobre Fer Niño que dejaba al Alavés con un futbolista menos y casi media hora por delante. En cualquier caso, iba a revolverse desde el suelo el Alavés, que se arrimaba con mucho peligro a la puerta de Reina justo después de sufrir el ‘shock’ de la expulsión.

El tiempo lo puso todo en su sitio. El Mallorca forzaba que el partido cayera por su propio peso y Fer Niño, una bendición para los baleares en casi todas sus intervenciones, encendía la luz a tiempo. El delantero aprovechaba un envío certificado de Salva Sevilla, aún desde su propio campo, y después de un excelso desmarque levantaba la bola lo justo ante la salida de Pacheco. Gol y partido. Niño rubricaba un debut de ensueño en el mismo estadio en el que celebró el primer gran tanto de su carrera, en enero de 2020, y jugando, precisamente, a las órdenes de Javi Calleja. Dos partidos, cuatro puntos.

Ficha técnica:
0 - Deportivo Alavés: Pacheco; Ximo, Lejeune, Laguardia, Duarte; Pina (Iván Martín, min. 83), Pons (Pellistri, min. 83), Manu García (Loum, min. 75); Édgar (Guidetti, min. 62), Rioja y Joselu (Javi López, min. 75).
1 - Real Mallorca: Reina; Maffeo, Russo, Valjent, Oliván; Baba (Salva Sevilla, min.70), De Galarreta (Battaglia, min.64), Mboula (Ndiaye, min. 70), Dani Rodríguez, Take (Lago Junior, min. 88); y Abdón (Fer Niño, min. 65).
Gol: 0-1, m.80: Fer Niño.
Árbitro: Alejandro Muñiz Ruiz (Comité gallego). Expulsó al local Duarte por doble amarilla (min. 67), tras una falta dura del lateral sobre Fer Niño. Amonestó con tarjeta amarilla a los locales Lejeune (min.39) y Duarte (min.47), y a los visitantes Maffeo (min.59), Ndiaye (min.72) y Dani Rodríguez (min. 95).
Incidencias: Partido correspondiente a la segunda jornada de LaLiga Santander disputado ante 3.968 espectadores en el estadio Mendizorroza de Vitoria, el 20 % del total, por la pandemia provocada por el coronavirus. El colegiado Alejandro Muñiz Ruiz debutó en Primera División.