Cristian Bustos el pasado verano durante su presentación como jugador del Real Mallorca. | Pere Bota

2

El centrocampista del Mallorca Cristian Bustos ha justificado las críticas del técnico Valery Karpin a los jugadores tras el empate (1-1) en Son Moix ante el Numancia, a quienes reprochó falta de intensidad, y le ha dado la razón al reconocer que «es lógico que el míster esté cabreado».

«Es (Karpin) un ganador nato y cuando se pierde, o se empata en este caso, es lógico que esté cabreado», ha señalado Bustos, al ser preguntado por el mensaje que el entrenador les habías hecho llegar la mañana de este martes, en el primer entrenamiento de la semana.

«Karpin es muy sensato y hoy nos ha dicho las cosas claras, haciéndonos ver lo que no le gustó, pero también nos intenta animar y nos hace pensar en el siguiente partido; a lo largo de la semana iremos viendo los errores en vídeo y vamos a ver cómo se puede ganar (la próxima jornada) a la Ponferradina», ha explicado el futbolista alicantino procedente del Sporting de Gijón.

Con respecto a los cinco partidos consecutivos sin ganar, racha radicalmente distinta a la del mes de octubre, con siete partidos sin perder, Bustos dice que el vestuario, no tiene «la sensación de montaña rusa».

«Estamos pagando peaje por el mal inicio de las primeras jornadas. Nos costó mucho y sacamos pocos puntos, pero si quitas los primeros siete partidos el equipo estaría entre los seis primeros puestos seguro; ahora nos está costando ganar pero le pasa a todos los equipos, tenemos que seguir mejorando», ha precisado Cristian Bustos.