Vista del Palau Municipal d'Esports de Son Moix durante un partido del Palma Futsal. | Palma Futsal

0

El Govern Balear ha autorizado una ampliación del aforo del Palau Municipal d'Esports de Son Moix de 1.000 a 1.500 espectadores para el primer partido de una serie de tres por un puesto en la final de la liga de Primera División de fútbol sala que este sábado disputarán el Palma Futsal y el Barça.

Según ha anunciado el club balear en un comunicado, «el Govern ha tenido en cuenta la evolución de la pandemia en Baleares» para permitir que haya más espectadores en las gradas del recinto deportivo palmesano.

El Palma espera «la mejor entrada del curso porque es la primera vez que se permite este aforo en toda la temporada"; además anuncia que los abonados entrarán gratis y podrán sacar entradas a precio reducido.

Tanto para el primer partido como para el tercero, si fuera necesario, se permitirá utilizar un 37 por ciento del aforo del pabellón. El director general del Palma Futsal, José Tirado, solicitó al público que acuda a Son Moix: “Pedimos a la afición que si de verdad quieren tener un equipo en la Champions el año que viene, jugar una final y soñar, necesitamos que los que vengan tienen que asumir el compromiso y tienen que animar por ellos y por los que no pueden venir».

Noticias relacionadas

El entrenador del equipo palmesano, Antonio Vadillo, también pidió a los aficionados que animen al equipo. “El sábado necesitamos que Son Moix venga a apoyar y ayudar a los 'verdes', a dar ese aliento a los jugadores en los momentos de adversidad que van a ser muchos porque enfrente hay un rival (el Barça) que así nos los va a hacer pagar», remarcó el técnico.