Imagen del atleta mallorquín, Mario Mola.

0

El australiano Jacob Birtwhistle ganó la sexta prueba del Mundial, disputada -en distancia sprint- en la localidad alemana de Hamburgo, en la que el mallorquín Mario Mola -triple campeón del mundo- y Javier Gómez Noya -único quíntuple ganador del certamen- fueron cuarto y octavo, respectivamente.

Birtwhistle, ganador también en Leeds (Inglaterra), logró su segunda victoria del año tras cubrir el recorrido -de 750 metros a nado, veinte kilómetros en bici y cinco más de carrera a pie- en 55 minutos y nueve segundos, dos menos que el francés Vincent Luis, al que batió en el sprint final.

El belga Jell Gens, a cinco segundos, fue tercero; y evitó el podio del balear Mola, cuarto -a 6 segundos- en una prueba que el gallego Javi Gómez Noya -el único quíntuple campeón de la historia- acabó octavo, a 26.

Mario Mola declaró al termino de la prueba que «uno prefiere ganar», pero que lo dio «todo» y que no se puede «reprochar nada». «Obviamente, a un le gusta ganar; y cuando no gana se le puede pedir más; pero he dado todo lo posible y no me puedo reprochar nada», explicó en la línea de meta de la ciudad-estado hanseática, el campeón mallorquín, al que por un segundo se le escapó el podio en una prueba en la que se quedó a sólo seis del ganador, el australiano Jacob Birtwhistle.