Luis Suárez y Leo Messi celebran el gol de la victoria de los barcelonistas en el Sánchez Pizjuán. | MARCELO DEL POZO

4

LaLiga ha denunciado al Comité de Competición de la Federación Española de Fútbol (RFEF) y a la Comisión Antiviolencia los cánticos ofensivos que los aficionados del Sevilla dedicaron al Barcelona y a su delantero Luis Suárez en el partido que enfrentó a ambos equipos el pasado día 6.

El organismo que preside Javier Tebas ha señalado en su denuncia que en los minutos 2 y 23 del encuentro unos 2.000 aficionados locales ubicados en varios sectores de la zona Gol Norte, donde habitualmente se sitúa el grupo conocido como «Biris Norte», «entonaron a modo de melodía» del himno del Barça «LOLOLOLO LOLOLOLO BARÇA, BARÇA, MIERDA».

Después en el minuto 61, tras un gol de Luis Suárez, y en el 87, cuando el mismo jugador recibió una tarjeta amarilla por cometer una falta, un grupo similar en número de espectadores, ubicado en la misma zona, entonaron el cántico «URUGUAYO, HIJO DE PUTA», que igual que el anterior no fue secundado por el resto de aficionados.

Pese a la denuncia de estos hechos, LaLiga ha destacado las medidas adoptadas por el Sevilla de prevención de la violencia tanto en los días previos al choque como durante el mismo, entre ellos la distribución de folletos de la campaña con el lema «Animar no es insultar» de la campaña «Cordiality» y el despliegue de personal de seguridad en la zona desde donde se realizaron los cánticos.

«LaLiga continuará informando a la RFEF sobre los incidentes violentos que se producen en las distintas categorías del fútbol español y reclamando la convocatoria de la Comisión de Seguridad, Respeto y Tolerancia de la RFEF», ha añadido la patronal de clubes en una nota informativa.