Preparados. La plantilla del Andratx posa sobre el césped de Sa Plana, donde esta tarde recibirá al Oviedo en una eliminatoria histórica para el club. Los de José Contreras no descartan sorprender al conjunto carbayón y firmar su primera gesta en el torneo. | T. Ayuga

0

Los tres máximos representantes del fútbol mallorquín se van de copas. Real Mallorca (Primera División), Atlètic Balears (Primera RFEF) y Andratx (Segunda RFEF) desprecintarán un torneo que tras sus últimos ajustes ha ganado en espectacularidad, cercanía y narrativa y que, a diferentes escalas, esconde alicientes para cada uno de ellos.
La Copa de la ilusión echa a andar con un intenso programa de 56 eliminatorias que cruzan a equipos de hasta seis categorías diferentes y del que solo se libran, por el momento, los cuatro clubes que participarán en enero en la Supercopa de España: Atlético, Real Madrid, Barcelona y Athletic. Más de medio centenar de confrontaciones desiguales que se jugarán a una carta y de las que solo una tendrá a Mallorca como escenario. Concretamente, el torneo iluminará esta noche al pueblo de Andratx, que solo unos días después de abrirle la verja de Sa Plana al Numancia en un partido del campeonato regular se pondrá guapo para recibir y desafiar a todo un histórico del fútbol español: el Real Oviedo.

El equipo que dirige José Contreras quiere seguir sobre a misma ola a la que se subió la temporada pasada y ser uno de esos equipos que animan cada año el torneo con sus gestas llevando al límite a rivales que, sobre el papel, son muy superiores. El conjunto carbayón, octavo en Segunda División y metido de lleno en la subasta por entrar en posiciones de playoff, llega al Ponent de la isla liderado desde el banquillo por José Ángel Ziganda y con el rostro cubierto por dos porteros manacorins. Previsiblemente, será el estreno oficial de Tomeu Nadal con el equipo asturiano. El exguardameta del Albacete no pudo realizar la pretemporada con el equipo y lleva casi medio año sin jugar, aunque asegura estar «muy bien físicamente y con mucha ilusión por volver a jugar» un partido oficial, en el que relegaría a su paisano Joan Femenías, titular en la liga.

Mallorca y ATB han tenido que subirse a un avión para prender la mecha de la Copa del Rey. En el caso de los bermellones, viajaban ayer por la tarde rumbo a Segovia y una vez resuelta la eliminatoria contra la Gimnástica se quedarán concentrados en Madrid para preparar el encuentro del sábado frente al Atlético. La escuadra de Luis García Plaza está obligada a imponer la lógica contra un rival instalado en el sótano de Segunda RFEF y en La Albuera que, pese a estar dotado con hierba natural y tener unas buenas dimensiones, ya acogió ayer otro choque de la competición, el Unami-Alavés. No es un detalle pasajero, ya que el estado en el que quede el terreno de juego marcará algunas de las decisiones del entrenador. La Segoviana, por su parte, no quiere quedarse solamente en «disfrutar» del encuentro, sino que aspira a «poner en un compromiso» al Mallorca, según explica su entrenador, Manu González, que sueña con «llegar lejos» en la competición. La jornada en clave insular la zanjará el ATB en La Planilla de Calahorra con la eliminatoria más equilibrada. Los blanquiazules, que parecen haber encontrado su camino en la liga, se enfrentan a domicilio a un conjunto riojano que vive alojado en la zona templada del grupo I de Primera RFEF y sueñan con superar una ronda en un torneo que les suele dar la espalda.

LGP no quiere excusas en La Albuera

«Pase lo que pase quiero un equipo que vaya al cien por cien, no quiero excusas. Estamos obligados a hacer un partido serio y si no, lo tiraremos todo por la borda». Las palabras de Luis García Plaza dejan poco espacio a la interpretación. El técnico del Mallorca espera que su equipo imponga la lógica en La Albuera y no se deje sorprender por la Gimnástica Segoviana, una formación que vive tres escalones por debajo. El Mallorca acude a la primera llamada de la Copa con la baja de Salva Sevilla, que no se renganchará al grupo hasta el próximo lunes, y con la duda de Dominik Greif, que tras recuperarse de la COVID-19 sufre unas molestias en la espalda que mantiene entre interrogantes su titularidad. Si finalmente el eslovaco no está para jugar el encargado de proteger el marco bermellón será el canterano Leo Román. La otra duda del técnico es la participación de Take Kubo. Si el campo está bien el japonés podría ser titular para seguir acumulando minutos, pero si el césped no presenta un buen estado seguramente Luis García optará por proteger su recuperada rodilla. La Segoviana hará cambios en su once más característico y podría alinear incluso a tres centrales para fortificar un poco más su sistema defensivo.

Calahorra mide la ilusión del Atlètic

Noticias relacionadas

La Copa del Rey ha sido una asignatura pendiente para el Atlètic Baleares, que intentará romper su mala racha en el torneo avanzando ronda hoy ante un adversario de idéntica categoría, un Calahorra instalado en la parte media de la tabla del otro grupo de la Primera RFEF y que aguarda hoy al equipo de Xavi Calm (20:30 horas) con la ambición de plantar cara a uno de los pesos pesados de la competición. Instalado en la regularidad en la Liga, el ATB busca una dosis extra de ilusión en la Copa del Rey, aunque los problemas físicos pueden condicional el once blanquiazul. A las bajas de Jesús Álvaro, Alfonso y Hugo, se han unido en las últimas horas los problemas físicos de Damián Petcoff.

Opciones

Calm espera un partido «complicado» frente a un Calahorra que llega de ganar a la Cultural Leonesa en su feudo (2-0) y que «ha ganado cuatro de los últimos partido y empatado otro». Será clara para el técnico del ATB «adaptarnos al campo y al entorno rápidamente» de cara a un choque en el que los riojanos tienen depositadas muchas esperanzas para intentar disfrutar de una competición siempre especial.

Andratx vivirá una noche única ante el Oviedo

Sa Plana vivirá una noche histórica con la visita de un clásico del fútbol español que dará lustre a una temporada especial para el Andratx, inmerso en la Segunda RFEF y que recibe al Oviedo (20 horas) en un partido para recordar. Con la ilusión de dar la campanada ante los asturianos, conjunto de la Segunda División y que bajo palos tendrá al ‘manacorí’ Tomeu Nadal, el equipo de Contreras se aferrará a la ilusión y el factor campo para intentar dar una de las sorpresas de la jornada copera. Ziganda ha dado descanso de cara a este duelo al ‘pichichi’ Borja Bastón y a Brugman, dos de los efectivos con más minutos en las piernas. Los oviedistas tendrán en sus filas dos caras nuevas respecto a las citaciones de Liga, las de los juveniles Álex Cardero y Yayo, mediocentros ambos habituales en la dinámica del filial pero que tienen tan solo 18 y 17 años, respectivamente. La ausencia de Brugman y el más que probable descanso de Jimmy abre la puerta del once a un Luismi que aún no ha logrado alcanzar su mejor versión. El preparador del equipo asturiano brindará una oportunidad para que los menos habituales como Joni Montiel, Matheus, Pombo o Jirka se reivindiquen frente a un Andratx que alimentará el sueño de la Copa del Rey.