1

Barcelona se ha blindado para celebrar su clásico contra el Real Madrid en el Camp Nou. Los jugadores ya se encuentran concentrados en el Hotel Sofía, a escasos metros del campo de fútbol. Entre protestas de Tsunamic Democratic y una gran seguridad, la charla que ha mantenido Florentino Pérez con un Mosso d'Esquadra es una de las anécdotas de esta previa al partido.

La cámaras han captado estas imágenes en las que el presidente del Real Madrid se acerca a hablar con uno de los Mossos que se encontraban alrededor del autobús a su llegado al hotel.

«Todo está controlado. Disfrute de la visita y del partido», le ha dicho el Mosso mientras le daba la mano. Florentino, confiado de la organización y la seguridad para el evento, le ha respondido: «Tranquilo. No pasará nada».

Noticias relacionadas

A pesar de la cordialidad, la charla ha acabado de una forma graciosa: «Que gané el mejor. No le diré quién es», se ha despedido el Mosso.