El Murcia sigue arriba al vencer a un Alavés que aún no ha ganado

| Murcia, España |

Valorar:

Murcia 2 - 1 Alavés

Real Murcia: Casto; Molinero, Dos Santos, Truyols, Álex Martínez; Acciari, Miguel Albiol (Iván Moreno, minuto 66), Dorca, Tete (Dani Toribio, minuto 88), Saúl Berjón (Wellington Silva, minuto 67); y Kike García.

Deportivo Alavés: Goitia; Rubio, Luciano (Quiroga, minuto 91), Álex Ortiz, Manu García; Delgado, Schenone (Juanma, minuto 83), Guzmán, Emilio Sánchez; Viguera (Toti, minuto 80) y Ion Vélez.

Goles: 1-0. Minuto 54: Saúl Berjón. 1-1. Minuto 59: Manu. 2-1. Minuto 87: Kike García.

Árbitro: Fernando López Acera, del comité extremeño. Mostró la tarjeta amarilla a los locales Álex Martínez y Kike García y a los visitantes Schenone y Delgado.

El Real Murcia continúa en zona de privilegio en la Liga Adelante después de ganar por 2-1 a un Deportivo Alavés que no conoce la victoria en el campeonato y que cayó encajando el gol de la derrota cuando parecía acariciar un empate para el que hizo méritos aunque los locales apretaron más y tuvieron más convicción.

Desde el principio fue el Murcia el que llevó el peso del partido, pero el equipo visitante atacó incluso con más peligro y estuvo cerca del gol en acciones de Ion Vélez y Viguera. El primero remató fuera y el segundo se encontró primero con Casto y luego con Truyols, quien despejó en el área pequeña.

Los granas, por su parte, tuvieron su mejor ocasión de la primera parte por mediación de Acciari, quien envió el balón al larguero de cabeza y tras un saque de esquina demostrando que la estrategia siempre es peligrosa a favor de los de Julio Velázquez. Kike García, éste a pase de Miguel Albiol, también creó peligro, pero su tiro se marchó fuera.

En la reanudación, el equipo entrenado por Natxo González se vio nuevamente acosado por el Murcia, que tras varios acercamientos peligrosos encontró el premio del gol. Saúl Berjón, aprovechando un centro de Dos Santos, controló el balón con el pecho y remató para que, tras tocar en Luciano, se alojara en el marco vitoriano.

La reacción blanquiazul no tardó en llegar y apenas cinco minutos después de encajar el 1-0 Manu, a pase de Guzmán, niveló la contienda.

Con más de media hora por delante, ni uno ni otro equipo mostraron demasiado en ataque -solo Guzmán creó auténtico peligro- y cuando todo hacía indicar que el choque acabaría en empate, otra vez una acción a balón parado hizo que el Murcia sumara los tres puntos. Una falta botada por Wellington Silva y rematada a la red por Kike García sirvió para el 2-1 definitivo en lo que fue el quinto gol del delantero manchego y el octavo a balón parado de los 11 que llevan los granas esta temporada. Ese tanto deja al Alavés en puesto de descenso a Segunda B.

Comentar

* Campos obligatorios

De momento no hay comentarios.