El teleférico de Fuente Dé se ubica en el Parque Nacional de Picos de Europa.

Parques naturales, cuevas, teleféricos, playas de ensueño y una gastronomía rica y con mucha personalidad. Estos son algunos de los motivos por los que este verano deberías visitar Cantabria.

Cabárceno+ Valles Pasiegos

El Parque de la Naturaleza de Cabárceno acoge a casi 120 especies animales de los cinco continentes que viven en régimen de semilibertad, distribuidos en recintos de grandes superficies donde coexisten una o varias especies. Es un lugar ideal para pasar el día en familia ya que dispone de numerosas zonas de recreo, merenderos, miradores, rutas botánicas, cafeterías, restaurantes, parque infantil...

Valles Pasiegos
Valles Pasiegos

Las cuencas siempre verdes de los ríos Pas, Pisueña (Carriedo) y Miera responden a la perfección al estereotipo más difundido de Cantabria: valles intrincados, pastizales que se pierden tras las lomas de las montañas y gentes de carácter reservado. Estos 3 valles, contiguos y hasta hace poco incomunicados entre si por carretera (hoy en día circular no es un problema, excepto en las fuertes nevadas invernales), han estado ancestralmente comunicados precisamente a través de las montañas que los dividen, por la trashumancia de sus pobladores, los pasiegos. Los núcleos de población más importantes de la zona son Liérganes - cuya parte antigua ha sido declarada conjunto histórico-artístico, Villacarriedo y Selaya. Los balnearios en Puente Viesgo y Liérganes, con sus respectivos hoteles, son buenos lugares desde los que conocer esta zona.

Altamira y el Soplao

Cantabria guarda en su interior la mayor densidad de cuevas con arte rupestre del mundo, más de 60 con pinturas en sus paredes. Altamira y las otras nueve cavidades declaradas Patrimonio de la Humanidad son el símbolo universal de esta valiosa herencia paleolítica que convive con otro legado subterráneo no menos sorprende: las más de 9.000 cuevas de impresionantes formas geológicas y paisajes espectaculares como El Soplao.

Parque Nacional Picos de Europa

Picos de Europa.
Picos de Europa.

El acceso a este imponente entorno desde Cantabria es el teleférico de Fuente Dé, es el más cómodo de todos y te permitirá disfrutar de sus múltiples opciones de ocio. Además podrás dormir a 1.800 metros de altura, en el Hotel Áliva, rodeado de montañas, prados y de un paisaje inigualable, desde el que cada día se pueden realizar espectaculares excursiones y reponer fuerzas gracias a los cuidados platos elaborados con productos de la comarca de Liébana.

Playas y surf

En cualquier época del año, las playas de Cantabria son espacios muy atractivos para pasear, disfrutar de los intensos perfumes marinos y observar el movimiento de las mareas, que ocasionalmente puede superar los cuatro metros de desnivel. Las playas de El Sardinero, ubicadas en el núcleo urbano de la ciudad de Santander destacan por su belleza además de ser unas de las más visitadas. Totalmente distinta es la playa de Oyambre, situada en la costa occidental, junto a la desembocadura de la ría de La Rabia y en pleno parque natural que lleva su nombre. Se caracteriza por ser una de las mejor conservadas de la región. Destacan sus impresionantes dunas, cita obligada para aquellos que disfrutan de los paisajes naturales. Y como ejemplo en la costa oriental, se encuentra la playa La Salvé, en la localidad de Laredo. Se trata del arenal más extenso de todo el litoral cantábrico.

Surf en la playa Berria, Santoña.
Surf en la playa Berria, Santoña.

Las playas de Cantabria están consideradas entre las mejores de España para los aficionados al surf. Y es que el Surf de Cantabria ha sido uno de los motores de este deporte en nuestro país desde que se empezó a practicar allá por los años 60. Aunque los orígenes del surfing se remontan a la polinesia, donde era concebido como el deporte de los reyes, en España, los primeros surfistas, neoprenos, las primeras tablas, tiendas de surf, la primera escuela de surf, nacieron aquí, en Cantabria, y por ese motivo existe una fuerte tradición y cultura surfística, que se ha consolidó en estos últimos años, con el reconocimiento de Ribamontán al Mar, como primera reserva del surf en España.

Playa Alta.
Playa Alta.

Nueve vías ferratas

Vía Ferrata Calameño.
Vía Ferrata Calameño.

Las Vías Ferratas se han convertido en los últimos tiempos en una de las actividades al aire libre más demandadas para los amantes de los deportes de aventura, ya que estas instalaciones ofrecen al visitante la posibilidad de iniciarse en la práctica de la escalada deportiva y disfrutar en familia o individualmente. Senderistas, montañeros, escaladores o simplemente aficionados a los deportes de aventura podrán recorrer con total seguridad las montañas de Cantabria a través de las 9 vías ferratas.

Cocido montañés, sobaos pasiegos y pastel de cabracho

Una de las señas de identidad de Cantabria es su gastronomía. Rica en variedad, propiedades nutritivas y sabor, los platos regionales tienen un marcado carácter de la tierra y, por supuesto, del mar. Desde las legumbres hasta las sabrosas carnes y mariscos, están siempre presentes en las mejores mesas. Descubre porqué son tan ricos la quesada pasiega, el pastel de cabracho, la merluza en salsa verde, los bocartes a la cazuela o el cocido montañés.

Quesadas y sobaos.
Quesadas y sobaos.

Vueling te lleva desde Mallorca a Santander tres días de la semana (lunes, jueves y sábado). Además, a través de Vueling Activities podrás contratar entradas a museos, tours y actividades al mejor precio de una forma sencilla.