El concursante de Pasapalabra, Pablo de benito, tras compeltar el rosco por el cual ganó un bote de 362.000 euros

6

Paco de Benito ha estado todo el verano concursando en el programa, tras dieciséis roscos superados y a muy pocas palabras de completarlos. En este último, Paco parecía más entusiasmado de lo normal pues, a falta de tres letras sin responder, su cara ya indicaba que tenía el concurso en el bolsillo.

El concursante ha comentado que quiere dedicar parte del premio a su club de fans, a su familia y a sus cinco sobrinos. Otra parte la donará a la fundación San Filippo, creada por un matrimonio cuyo hijo padece la enfermedad de St. Filippo. La fundación está destinada a la investigación de esta enfermedad, declarada como 'rara' y de la cual se sabe muy poco.

Además y a nivel personal, Paco quiere cumplir uno de sus viajes soñados: ir a Laponia y atravesar la zona por etapas en trineo de perros, disfrutar de la naturaleza, llegar a una cabaña de madera, comer, pasar horas en la sobremesa y al día siguiente, otra etapa.

Finalmente, Paco pudo responder los tres vacíos de su rosco con las palabras que le dieron la victoria: «Monotrema, Senaquerib y vencejo». Tras unos segundos de silencio, el presentador ha gritado aquello de «¡Correcto!"» y Paco ha saltado de alegría, acordándose en primer lugar de su padre. Inmeditamente, llamó a su madre, entre bromas y celebró junto a todo el plató y el equipo del programa su victoria, nada menos que un bote de 362.000 euros.