0

La galería Espai d’Art 32 de Pollença presenta estos días la obra del escultor Coll Bernat. Bajo el título Esperant el vent, el artista reflexiona sobre la espera y el deseo, la fuerza y la motivación, todo ello desde la óptica infantil que le ha sugerido la llegada de su hija Aura.

Las obras, realizadas en su gran mayoría en hierro y cerámica, desprenden una sensación ambigua entre el juguete y el objeto inanimado, al combinar los molinillos de papel como motivo y la robusta construcción del material.