Previous Next
0

El artista santanyiner Llorenç Garrit y las Bodegas Dalt Turó se juntaron en una noche de lujo. Garrit presento su colección EnClavedeColor que, bajo la temática del olivo y la vid, enlazaba músicas instrumentales compuestas por el mismo artista con la obra plástica, formando un conjunto de trece obras de diversos tamaños.

A la cita, la bodega invitó a unas 50 personas, dando un toque de exclusividad al evento, que se prolongó hasta la medianoche. Mientras los invitados probaban la selecta variedad de vinos de Dalt Turó, en un entorno idílico en el centro de una preciosa finca situada entre Campos y Santanyí, el artista Garrit explicaba personalmente su trabajo a todo aquel interesado.

En fin, una velada maravillosa en una noche tropical típicamente mallorquina. Es que vivimos en el trópico y no lo sabemos. Sigo con más arte, en este caso hablándoles de un amigo que acaba de acceder a uno de los puestos más bonitos del panorama artístico español.