Estado en el que quedó el vehículo que conducía el detenido, un BMW y que circulaba a gran velocidad. | R.S.

55

El Juzgado de Instrucción número 3 de Inca decretó este lunes la puesta en libertad con cargos para el conductor ebrio que provocó el accidente mortal el pasado jueves en la carretera de s'Albufera. La magistrada, como medida cautelar, le ha retirado al acusado, de nacionalidad búlgara, el pasaporte para que no pueda salir de Mallorca y también el carnet de conducir. El hombre, que fue arrestado horas después de causar el siniestro, sigue ingresado en el hospital de Son Espases, desde donde declaró a través de videoconferencia ante la jueza.

Noticias relacionadas

El accidente se registró el pasado jueves alrededor de las 21.00 horas en el kilómetro 4, 650 de la carretera de s’Albufera Ma-3433, que va de Muro a Alcúdia. El conductor, que acabó arrestado, circulaba junto a un acompañante a bordo de un BMW a gran velocidad cuando invadió el carril contrario en una curva situada tras pasar el conocido ‘Pont de ferro’, en el término municipal de sa Pobla. El BMW impactó frontalmente contra un Citroën C3 que salió rebotado e impactó en la parte lateral de un Ford Fiesta. La mujer de 50 años que iba en el asiento de detrás del vehículo falleció a consecuencia del choque.

El siniestro se saldó además con cuatro personas heridas de gravedad -una mujer de 50 años, dos jóvenes de 21 y uno de 40- y cinco leves, entre ellos una niña de 6 años de edad. Agentes de la Policía Local de sa Pobla, Guardia Civil, personal sanitario del Servei d’Atenció Mèdica Urgent (SAMU-061) y los Bombers de Mallorca acudieron al lugar del accidente para atender a las víctimas. A su llegada se encontraron un total de tres vehículos implicados, nueve personas heridas y una fallecida. De hecho, los bomberos tuvieron que excarcelar del interior de uno de los vehículos a uno de los ocupantes que iba en el asiento del copiloto. Minutos más tarde la Guardia Civil arrestó al conductor del BMW acusado de homicidio imprudente, negativa a someterse a la prueba de alcohol y lesiones graves.