El acusado, este miércoles, en la Audiencia de Palma. | Alejandro Sepúlveda

1

Un hombre ha sido condenado este miércoles en la Audiencia Provincial de Palma a cuatro años de prisión tras reconocer que violó a su pareja en mayo de 2017 en el domicilio familiar que ambos compartían en Felanitx. El acusado no se podrá acercar ni comunicar con la víctima en los próximos 14 años y tendrá que indemnizarla en 6.156, 41 euros.

Los hechos se remontan a las 23.00 horas del 17 de mayo. El acusado llegó a la vivienda y empezó a decirle a su pareja cosas como «dúchate bien duchada que hoy me la vas a comer toda» y «quiero una víbora en la cama». A continuación agarró de la cabeza a la mujer y la empujó para que le hiciera una felación, a pesar de los ruegos de la víctima para que cesase su actitud. Pero el episodio no acabó ahí. Al continuar rechazando mantener relaciones sexuales, el imputado, con la intención de amedrentarle le dijo que si no practicaba sexo con él la echaría a la calle y con ella a los dos hijos, uno de ellos en común, que también residían con ellos. Por temor a que cumpliera sus advertencias, la mujer se despojó de la ropa y el procesado empezó a penetrarla a pesar de la continua negativa de la mujer. La víctima sufrió por estos hechos reacciones psicológicas de ansiedad.

La Fiscalía ha apreciado el atenuante de dilaciones indebidas, ya que el proceso ha estado paralizado por causas ajenas al acusado, y el agravante de parentesco. Finalmente las partes han alcanzado un acuerdo de conformidad y la pena ha quedado fijada en cuatro años de prisión, 6 de libertad vigilada y 14 sin poder comunicarse ni acercarse a su expareja, asistida por la letrada Ana Oliván Lindo. Asimismo el hombre tendrá que indemnizar a la mujer en 6.156,41 euros.