Los dos detenidos en los juzgados de Vía Alemania, de camino a la cárcel.    | Alejandro Sepúlveda

5

De Panamá a Algeciras y de ese puerto a Palma, pasando antes por Barcelona. La Policía Nacional y el Servicio de Vigilancia Aduanera (SVA) de la Agencia Tributaria han interceptado 124 kilos de cocaína y han detenido en la capital balear a dos narcos, que han ingresado en prisión. Se trata de una de las principales aprehensiones de esa sustancia de los últimos años relacionada con la Isla.

Tal y como avanzó este miércoles Ultima Hora en su edición digital, la detención de los dos sospechosos centroamericanos se produjo el martes por la mañana, en un local de Son Cotoner, cuando llegaron los palés con maquinaria de una depuradora de aguas sucias. En su interior había estado la droga, pero los agentes la retiraron sin que los narcos lo supieran y esperaron a ver quién recogía el envío.

Noticias relacionadas

Los hechos se remontan al pasado día 10 de noviembre, cuando los investigadores del Grupo I de Estupefacientes de la Jefatura de Policía de Palma y Vigilancia Aduanera sospecharon de dos palés remitidos desde Panamá al puerto de Algeciras. Las alarmas saltaron porque la empresa que los remitía cometió un error: no se había constituido todavía legalmente para operar, por lo que era muy extraño que enviara por barco un cargamento a España. La maquinaria fue desmontada con sigilo, sin que nadie lo supiera, y en su interior se encontraron 124 kilos de cocaína, al parecer de gran pureza. El siguiente movimiento policial fue dejar que el envío a Mallorca siguiera su curso, pero vaciando el cargamento. Así pues, la carga llegó a Barcelona y finalmente, por barco, al puerto de Palma. Después, un camión lo descargó y lo llevó a un local ubicado en Son Cotoner, donde debía ser depositado.

Era el momento clave, ya que los investigadores querían capturar in fraganti a los destinatarios del envío. S.C.R., y E.E.S., fueron arrestados cuando firmaban el albarán y no pudieron ofrecer resistencia. No sabían que la droga había sido descargada y custodiada en el puerto de Algeciras. E.E.S., natural de Costa Rica y de 42 años, reside en Eivissa y estos días estaba en Palma, alojado en un conocido hotel, esperando la droga. Tiene antecedentes por narcotráfico. No está claro si los 124 kilos de cocaína se iban a quedar todos en Mallorca. Aunque hay la sospecha de que la proximidad de las fiestas está disparando el acaparamiento de esta sustancia por parte de los clanes de la droga en previsión de una fuerte demanda para tan señaladas fechas. Blanca Navidad.

Punto de vista

Uno de los acusados: «No sé nada de la droga»

Uno de los dos detenidos declaró ayer en los juzgados y aseguró que no sabía nada del envío de la droga, y que el cargamento lo gestionó «un tal Ángel», aunque no pudo aportar más datos sobre este individuo. El otro se negó a dar su versión de los hechos ante el juez. Los dos arrestados fueron representados por los abogados Fernando Mateas y Xisca Alorda. E.E.S., al ser arrestado, llevaba 1.000 euros en los bolsillos. Por su parte, S.C.R. reside en Felanitx y es natural de Costa Rica. Tenía una orden de expulsión del territorio nacional, porque entró ilegalmente.