Angélica Pastor, este jueves a su llegada a los juzgados de Via Alemania de Palma. | A. Sepúlveda

0

La concejala de Infraestructuras del Ajuntament de Palma, Angélica Pastor, ha declarado este jueves en los juzgados de Vía Alemania investigada tras una querella por revelación de secretos en torno a la grabación clandestina que ella y su equipo realizaron de una reunión de trabajo con periodistas de Ultima Hora. Además de Pastor también han comparecido dos de sus colaboradores, el exdirector general de Seguridad, Martí Capó y el antiguo responsable de comunicación de ese área municipal, Robert Mena.

La declaración de la edil se produce a raíz de la querella formulada por un funcionario municipal que fue se vio envuelto en una de las derivadas del 'caso Cursach' en torno a la patrulla verde y el supuesto trato de favor a determinados locales. La querella acusa a la edil de facilitar a un periodista de este diario una carta que el funcionario había enviado al alcalde, José Hila, para protestar por la investigación y el cariz que esta tomaba. Justifica la denuncia por este otros hechos similares en la grabación que el equipo de Pastor hizo de esa reunión y que más tarde fue descubierta en un disco duro en poder del jefe del Grupo de Blanqueo de Capitales de la Policía Nacional, ahora investigado por varios delitos en el TSJIB.

Pastor ha negado en su declaración que la reunión fuera más allá de lo que se refleja en la grabación y ha negado haber dado ningún dato privado sobre este funcionario. En la misma línea han declarado también sus dos colaboradores. La edil tiene otra causa abierta en los juzgados por revelación de secretos por facilitar información médica de agentes de la Policía Local de Palma.