Droga y dinero incautado al detenido. | Redacción Sucesos

0

Era un secreto a voces y los vecinos de Can Pastilla y de la Platja de Palma no aguantaban más. Desde hace unos días, la venta de sustancia estupefaciente en las citadas zonas se había disparado. Nada más recibir las quejas, agentes de la Policía Nacional montaron un dispositivo de vigilancia y detuvieron a un hombre, de origen senegalés de 45 años de edad, como presunto autor de un delito contra la salud pública.

En el marco de un dispositivo policial encaminado a la prevención de la venta y consumo de sustancias estupefacientes, el pasado lunes por la tarde, los agentes pudieron observar a tres individuos en vía pública, intercambiando algo entre ellos, mientras presentaban una actitud vigilante.

Los funcionarios policiales vieron como uno de ellos, concretamente el ahora detenido, portaba en la mano una bolsa trasparente. Cuando los sospechosos se percataron de la presencia policial emprendieron la huida a la carrera. Los policías salieron tras ellos y consiguieron interceptar a la carrera a uno de ellos y localizando tras una valla de obra una bolsa de plástico que había lanzado mientras se daba a la fuga.

En la citada bolsa había cinco bolsitas conteniendo marihuana y cocaína. También se le intervino dinero en efectivo fraccionado en billetes el cual portaba en el bolsillo de su pantalón.