El secretario de la Associació Tardor, Toni Bauzá, y dos policías locales de Palma tratan de calmar al hombre junto al comedor social. | Click

La Policía Local de Palma detuvo este jueves a un hombre por provocar un altercado en el comedor social Tardor. El arrestado, usuario habitual del centro que atiende a personas en situación de exclusión social, se encontraba en la cola del comedor alrededor de las 15.00 horas.

El individuo empezó a molestar al resto de personas que esperaban su comida y le pidieron que mantuviera la distancia y que se pusiera bien la mascarilla.

El hombre, que estaba muy alterado, no hizo caso a las peticiones de los demás y empezó a autolesionarse y a tumbarse en mitad de la calle.

Educado

«Nunca lo había visto así. Normalmente es tímido, callado y educado», explicó ayer el secretario de la Associació Tardor, Toni Bauzá, que intentó calmarlo antes de la llegada de los agentes de la Policía Local de Palma.

El usuario del comedor lleva años en situación de exclusión social y tiene un historial de drogadicción y alcoholismo, según informaron fuentes próximas al hombre que creen que actuaba bajo los efectos de algún tipo de sustancia estupefaciente. «Estaba totalmente ido, se golpeaba a sí mismo, no sabía ni lo que hacía», añadió Bauzá.

El detenido, usuario del comedor Tardor desde hace más de tres años, gritaba todo el tiempo el nombre de su supuesta pareja por motivos que se desconocen y pronunciaba frases incoherentes.

Los policías lo detuvieron y una ambulancia lo sedó para que dejara de autolesionarse y de poner en riesgo la circulación del tráfico, ya que no paraba de dar volteretas en mitad de la calzada.