Los dos detenidos junto a policías. | CNP

6

Una mujer colombiana de 32 años ha sido también detenida por la Policía Nacional en relación al laboratorio clandestino de cocaína desmantelado en la barriada palmesana de Son Cotoner. Así pues, ya son dos los apresados en la ‘operación Gas’, que supone el enésimo golpe al narcotráfico de la Jefatura en los últimos meses.

Tal y como informamos ayer, las diligencias las inició hace cuatro meses el Grupo I de Estupefacientes, tras tener conocimiento de que un narco manejaba importantes cantidades de coca en esa zona de Ciutat. Los investigadores montaron discretos dispositivos de vigilancia y llegaron a la conclusión de que tenía un local donde ocultaba un laboratorio clandestino para el tratamiento de las sustancias prohibidas. El pasado jueves, a las cinco y media de la tarde, los policías actuaron.

En motocicleta

El principal sospechoso, un español de 48 años, pilotaba una motocicleta cuando los agentes le dieron el alto. En un primer momento se detuvo, pero después intentó acelerar y escapar. Los efectivos antidroga estaban atentos y lo redujeron rápidamente, a pesar de su forcejeo. Luego, cuando fue sometido a un cacheo, se descubrió el motivo de su nerviosismo: en una mochila bandolera llevaba diez papelinas de cocaína y tres bolsitas con autocierre, con un peso total de 20 gramos. En el baúl de la moto se encontró un envoltorio plástico de color negro, con una sustancia en roca en el interior, de otros 200 gramos de cocaína. También le intervinieron dinero en efectivo, procedente supuestamente del narcotráfico.

El laboratorio de Son Cotoner.

De forma paralela, la mujer colombiana fue detenida cuando salía del local y llevaba encima otras cinco papelinas de la misma sustancia, así como 130 euros. Dentro del establecimiento se localizó el laboratorio clandestino, que contaba con numerosos productos químicos para tratar los estupefacientes y con sustancias de corte.