La Policía Local de Manacor detuvo al conductor. Foto: P.L. | Policía Local de Manacor

10

Borracho y drogado. Y a la fuga. La Policía Local de Manacor ha detenido a un conductor que atropelló el sábado a una menor en esa ciudad y después escapó a toda velocidad. La víctima salió despedida doce metros, pero milagrosamente sus lesiones eran de pronóstico reservado.

De acuerdo con los datos facilitados ayer por la Policía Local de Manacor, el atropello se produjo por la tarde, cuando el vehículo circulaba a gran velocidad por la Ronda des Port y se llevó por delante a la adolescente de 16 años, que salió literalmente volando. La víctima presentaba golpes y cortes por todo el cuerpo y los agentes solicitaron la presencia urgente de una ambulancia, para evacuarla hasta el hospital de Manacor.

En ese tramo había algunos testigos, que contaron que el conductor se había dado a la fuga en dirección a Porto Cristo, por lo que la policía contactó rápidamente con la Unidad Territorial de Costas (UTC), que es la policía municipal de ese núcleo costero, en previsión de que el hombre llegara allí. De forma paralela, se alertó a otros cuerpos policiales y fue precisamente una patrulla de la Policía Local de Sant Llorenç la que localizó el coche abandonado, en una cuneta de la carretera que une Porto Cristo con Son Servera.

Una patrulla de Manacor se hizo cargo del turismo y al poco tiempo apareció el dueño, que simuló en un primer momento que se lo habían robado, para dar a entender que no tenía nada que ver con el atropello y posterior fuga.

Lo reconoció

Finalmente, el hombre se derrumbó y acabó confesando que estaba mintiendo y que era él quién conducía el coche. Quedó detenido y cuando fue sometido a la prueba de alcohol y drogas dio positivo en ambas.

En el caso de los estupefacientes, había consumido cocaína. Está acusado de un delito contra la seguridad vial, otro de lesiones por imprudencia y denegación de auxilio.